Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Taxi gratis al turismo

martes, 13 de agosto de 2013
Si yo fuera taxista llevaría al Ayuntamiento al juzgado por competencia desleal. Resulta que después de poner el MIHL en casa de Cristo, para intentar desesperadamente que los turistas lo rellenen ante la poca afluencia de lucenses, no se le ocurre otra cosa a nuestro Ayuntamiento que poner un taxi gratuito a los visitantes para llevarlos cómodamente en el cochecito leré. Con chófer. Con un par.

También anuncian con el gracejo que les caracteriza que el coche se podrá usar también para llevar a los turistas al puente del Miño, al paseo del Rato o al de Ombreiro. Al catamarán de la Diputación no, que ya no funciona.

Me pregunto si colará decir que soy turista para que me lleven “de gratis” aún siendo lucense, o me recojan después de dar un paseo hasta donde me apetezca, porque veo que a los de fuera sí. Y los taxistas, que se fastidien, que para eso son caros y la izquierda está contra la empresa privada.

En las ciudades normales lo que se hace es un folleto informando a los foráneos de las líneas de autobús más convenientes a sus visitas. Un urbano que les deje, por ejemplo, en la avenida Infanta Elena, o en el parque de la Milagrosa les valdría perfectamente para ir al MIHL. Lo mismo con las líneas de autobús que bajan al puente Romano o a la Universidad para el paseo del Parque del Miño y así podríamos seguir.

A veces parece que para ser más originales que nadie lo que se hacen son estupideces y crear un servicio de taxi para los turistas en mi opinión entra de lleno en esta categoría, en la que las visitas guiadas al cementerio, o el gasto de 300.000 euros (sí, 50 millones de pesetas) en tres ventanas arqueológicas que parecen por temporadas sendos jardines botánicos, ya nos tenían colocados.

Lugo es una ciudad que gusta a los turistas, pero no por esas tonterías. Gusta por la Muralla, por la Catedral, y por algunas cosas más. No he visto ni un solo visitante que alabe las paridas que se les ocurren a nuestros queridos gobernantes que, por ir de modernos y originales, hacen este tipo de cosas mientras dicen que no hay dinero para poner un guía en el Templo de Mitra o para arreglar las salas-museo que están cerradas.

Quizás sea la alergia a lo convencional, a lo que está demostrado que funciona, pero con un razonable servicio de autobuses como el que hay en Lugo no entiendo lo del cochecito-taxi para el turista. Será que soy así de raro.
Latorre Real, Luís
Latorre Real, Luís


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania