Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

La ciudad de Lugo en 1753 (I)

lunes, 28 de febrero de 2005
(Según los datos que constan en la Real y única Contribución, más conocida por Catastro de Ensenada).

La ciudad de Lugo en 1753, fecha en que se realiza en la misma el famoso Catastro de Ensenada, muy poco parecido tenía con la actual urbe, a no ser lo que es ahora la zona más degradada y pendiente de importantes ayudas económicas para su rehabilitación. Me refiero a las numerosas casas que son de estas fechas y que todavía no cayeron en la especulación urbanística. Estas viviendas merecen ser conservadas pues nos dan una idea de cómo era la ciudad en siglo XVIII, con un total de 744 casas, de ellas doce arruinadas y que la mayor parte eran de planta baja y piso alto, siendo pocas las de dos plantas altas y casi excepcionales las de tres plantas, es decir planta baja y tres pisos superiores; contaba entonces la ciudad de las murallas, nombre con el que se hace alusión a su importante muralla romana, de más de dos kilómetros de perímetro y quizás la mejor conservada de toda Europa, ahora ya por suerte declarada Patrimonio de la Humanidad.
Cuando fueron realizadas las actas de la Real y Única Contribución, mayo de 1753, vivían en esta ciudad 740 cabezas de familia, siendo un dieciocho por ciento del estado hidalgo, la mayor parte residentes en la misma y otros con algunas propiedades. Fe de aquellos hombres y mujeres de dicho estado aun quedan en las calles lucenses una treintena larga de casas blasonadas, que con sus airosas labras dan prestigio y abolengo al antiguo Lucus Augusti. Otras piedras armeras forman parte de los fondos del Museo Provincial de Lugo y del Museo Diocesano de esta ciudad. Algunas labras corrieron peor suerte y se perdieron para siempre y con ellas también una parte la historia lucense. Además de los blasones en las casas y museos mencionados por los estudiosos de estas materias, no deben olvidarse de las labras heráldicas en los panteones funerarios que se conservan en la Catedral, Iglesia Conventual de San Francisco, Convento de Santo Domingo o los sarcófagos del claustro del Museo Provincial; también en varias capillas de la S.I.C.B. de Lugo el visitante puede hallar algunos blasones que dan fe de un abolengo y de unas familias hoy casi olvidadas.

Interrogatorio de la ciudad de Lugo (acta de realización del cuestionario) (texto literal)
"En la ciudad de Lugo a diez y nueve dias del mes de Maio del año de mill setezientos zincuenta y tres por ante el Señor Dn. Juan Phelie de Castaños, comisario ordenador de los Reales Exercitos Ministro encargado por S.M para el establecimiento de la Real Unica Contribución y de mi escribano rezetor Dn. Vizente María de Prado Alcalde Maior de esta dicha ciudad Dn. Pedro Vizente Sanjurjo, y Dn. Juan Antonio Jil Rejidores, Dn. Joseph Casal Procuarador Jeneral, Francisco Seoane escribano de Ayuntamiento, Andrés Rodríguez del Corral, Perito nombrado por parte de S.M. y Benito González de Ribo tambien Perito nombrado por el rreferdio Alcalde Maior y Rexidores estando asi juntos apresencia de su señoria dichos Señor y de Dn. Joseph Venito Mejia cura Párroco de la yglesia Parroquial de Santiago de esta Referida ciudad convocado en virtud del recado Político a la casa de Posada en que asiste el expresado señor; dijeron dichos Alcalde Maior, Rejidores y mas arriva espresados que teheniendo presente la Real ynstruccion con el ynterrogatorio de la Letra A. Que trata en Asumpto de la Referida Real Unica Contribución, en cuia virtud hicieron el examen mas exacto y Daba esponer a su tehenor la conduzente, asi en jeneral como en Particular vajo el Juramento que hicieron en devida forma, a fin de yndagarlo correspondiente a este dependencias según corresponde a los asumptos de que trata con el conocimiento que tienen como practicos y naturales de esta Poblacion asi quanto a los productos y utilidades de tierras, alquileres de casas, yndustria, comercio, y demas Artes y oficios para el devido a los ynteresado ni a lo mandado por S. M. Si realmente, zerciorado de todo ello â fin de que dicho ynterrogatorio que descuidado en todas sus partes con la maior distincion declaran, a cada una de sus Preguntas lo siguiente:

1. Como se llama la población
A la Primera Pregunta de dicho Ynterrogatorio, dijeron llamarse la Ciudad de Lugo, y responden.

2. Si es de realengo, o de señorío, a quién pertenece. Que derechos percibe y cuanto producen
A la segunda dijeron que esta Ciudad es Abadenga y de señorio del Yllustrisimo Obispo de ella y su Diócesis; quien por razon de Lutuosa maior percive de los vecinos de los Lugares de Castelo de arriva, y de avajo la mexor caveza ô alhaja de quatro Pies que tengán que ascenderá â quince Reales de vellón en cada un año, y por razón de Monteria paga cada caveza de casa de los mismos un real de vellón, a los herederos de Dn. Miguel Baldevieso montero maior que importará veinte reales al año, yademas nombra Dho Illmo. Dos Alcaldes, una antiguo, y otro hordinario annualmente de quatro que le propone la Ciudad, un Merino que es Tribunal, y entiende en lo Civil, y criminal, seis Regidores, Quatro escrivanos de numero, y otros tantos supernumerarios, cinco Procuradores, y un montero mayor, cuios oficios son renunciables con la calidad de obtener titulo del mismo yllustrisimo obispo, y responden.

3. Qué territorio ocupa el termino y cuanto de levante a poniente y de norte a sur. Cuanto de circunferencia, por horas, y leguas. Qué linderos o confrontaciones y que figura tiene, poniéndola al margen.
A la tercera dijeron, que esta ciudad y su termino tendrá de Levante â Poniente un quarto de legua, de norte â Sur tres quartos, y de circunferencia dos Leguas, que para caminarlas por los esquinados que hace, se necesitan quatro ôras, linda por L. con feligresía de san Pedro de Fiz, por Poniente con la de Santiago de Samasas, por N. con la Feligresía de San Vicente de Pedreda, y por S. con la de Santiago de Piugos.
Principia su demarcación en el sitio que se dice Pedrouzos de junto al río Miño, desde allí sube a la corredoira, que sale de Pousadela para el Agro de Cheda, desde dicho sitio se viene por la misma corredoira, hasta entrar en otra que sube al sitio de Viña Vella, y dando la buelta a las casas de Abuín, quedando estas dentro del termino referido excepto una que es de Dn. José Froilán Vaamonde, que ésta es del termino la citada feligresía de Saamasas, y desde la esquina de dicha casa sube la demarcación por una corredoira que sale de dicho lugar hasta entrar en el Agro do Castiñeiro por la sirvintía del mismo agro hasta una esquina de una eredad del referido Dn. José, y desde ella retrocede dicha demarcación por los humbrales de una casa de campo del mismo Dn. José que llaman Lamas de Prado quedando ésta, y el cercado della con su guerta, y otras partidas dentro del término, y siguiendo hasta el rego ô puente de Reancos saliendo hasta la esquina del agro del mismo nombre, desde allí se buelve por un sarzal que divide dicho agro arriva hasta la corredoira que sale de dicho lugar de Lamas de Prado, bolviendo por ella hasta un cerradura, y ballado del referido Dn. José Froilán subiendo hsta lo que comprende el muro de la citada cerradura, y de la esquina de el se buelve â entrar en dicho agro do Castiñeiro y siguiendo arriva hasta la esquina de una heredad que poseé Juan de Boy, quedando esta dentro del termino, y pasado dicha tierra se buelve al Camino Real que viene de la Coruña y sitio da Cancela de Riva do Castiñeiro y desde allí coje dicha demarcación por la corredoira que se nombra das Queimadas siguiendo por la muralla adelante hasta la Puerta Falsa de esta Ciudad, y siguiendo por la muralla adelante hasta la entrada de una corredoira estrecha llamada das Flores, bajando por ella hasta el rio de Frías, y desde allí aguas avaxo hasta a el río que se nombra da Fervedoira, de allí buelve â subir por dicho río arriva hasta el molino de Domingo González de Muja, desde allí â una Capilla de San Ciprián, desde allí a la Cancela de cima de Vila desde allí al marco das Regas, desde dicho sitio a la Peña das Pías, desde ella a un marco que se nombra do Coutado, desde dicho marco se viene por el Camino que viene; por elo, desde allí al medio de la casa de Pedro Roque de Pedrouzos y desde allí atrevesando el río sube al sitio do Platero que es de Dn. Juan Manuel Mexía desde dicho sitio saliendo por encima de una casa de recojer nieve se viene al Camino que sale de Lugo para San Fiz, desde allí se viene por una corredoira estrecha que se dice de Pardiñas, y saliendo de ella por la esquina de una heredad de Carlos Madarro que se halla en el Agro de Campomarce quedando esta fuera del termino, y saliendo de ella dâ la buelta por encima de otra de dicho Dn. José Mexia saliendo por dicho agro abajo atrevesando otras heredades de Juan de Outeiro, ê Isidro do Monte, y saliendo de dicho agro por encima de un prado, que es de Dn. Francisco Xavier Montenegro y Bezerra hasta un trollo que se dice de Veiga de Lamas, y de allí riego avajo hasta el Palomar de Dn. Manuel Gaioso, cogiendo por devajo de la casa de dicho Dn. Manuel, quedando esta fuera del termino, desde alli vajando por una corredoira hasta el sitio do Lavadoiro, y desde allí vaja â dicho Río Miño, cogiendo río arriva hasta la Puente de Lugo, y saliendo por dicha Puente mas allá del rio cogiendo por el Camino Real que sale de esta ciudad para Orense hasta la cumbre del monte confinando con la feligresía de Santiago de Piugos, y desde allí aguas vertientes avaxo comprehendiendo el cercado de un lugar nombrado de Segade, que es de Dn. Juan Antonio Gil, quedando este con las tierras de Lazarados dentro del termino que hacen un coto reducido que con su jurisdición es propio de los mismos, administrando por la Ciudad, y vajando hasta dicho río Miño, y volviendo atravesar el referido río Miño al sitio de Pedrouzos que era la primera demarcación.

4. Que especies de tierra se hallan en el término. Si de regadío y de secano, distinguiéndose si son de hortaliza, sembradura, viñas, pastos, bosques, matorrales, montes y demás que pudiere haber, explicando las que fructificaren sola una y las que necesita de un año de intermedio de descanso.
A la quarta dijeron que las especies que se hallan dentro del expresado termino son hortaliza sin frutales, tierras de sembradura, Labradías, todo ello de secano, Prados de regadío y de secano, sotos de castaños, Dehesas de Robles, montes cerrados de Particulares, y aviertos communes, quanto al veneficio de el Pastos, y dha, hortaliza Prados; setos, y tierras de sembradura de primera calidad estas producen una cosecha al año cada una según su especie, y las de segunda y tercera con un año de yntermedio, ô descanso. Los montes cerrados, siendo de primera calidad se rompen cada diez y ocho años; y de segunda cada veinte y cinco, y de tercera cada treinta; y los aviertos comunes que son de una sola calidad en cada quarenta años y las dehesas siendo de primera calidad se podan cada seis años; siendo de segunda cada ocho, y siendo de tercera cada doze y responden.

5. De cuantas calidades de tierras hay en cada una de las especies que hayan declarado, si de buena, mediana, e inferior
A la quinta dijeron que las calidades que ay en cada una de las especies declaradas son Primera, segunda, y tercera, excepto en los montes aviertos que solo se verifica de una unica calidad y responden.

6. Si hay algún plantío de arboles en las tierras, almendros, parras, algarrobos, etc...

7. En cuales de las tierras están plantados los arboles que se declaran.

8. En que conformidad están hechos los plantíos, si extendidos en toda la tierra, o a las márgenes en una dos o tres hileras, o en la forma que estuviesen
A la sexta, septima y octava dijeron no haver en el termino los arboles frutales que expresan las Preguntas y responden.

9. De que medidas de tierra se usa en aquel pueblo, de cuantos pasos o varas castellanas en cuadro se compone; que cantidad de cada especie de granos, de los que se cogen en el término se siembra en cada una.
A la novena dijeron que la medida que mas comúnmente se usa en esta Ciudad y su termino es de un ferrado ô Quartal de que seis componen una fanega, y cada uno de diez y ocho quartillos y el ferrado consta de veintidós y dos varas, y media en quadro, y que hacen noventa de circunferencia y de quinientas y seis intrinsicamente en dha media quadrada, y la fanega tiene cinquenta y cinco varas y sexta parte de otra en quadro y tres mill y treinta y seis en su amvito, y sembrandose de trigo consideran la quarta parte menos, o sea en la fanega ô en el ferrado. Y responden.

10. Que número de medidas de tierra habrá en el termino, distinguiéndose las de cada especie, y calidad, por ejemplo tantas fanegas o del nombre que tuviese la medida de tierra de sembradura, la de mejor calidad, tantas de mediana bondad y cuantas de inferior, y lo propio en las demás especies que hubiesen declarado.
A la décima dijeron que en dha Ciudad y su termino habrâ nuebe mill y seiscientos ferrados de todas especies en esta manera: ciento y cinquenta de hortaliza, los quarenta de primera calidad, sesenta de segunda, y cinquenta de tercera: quatrocientos, y cinquenta de Prados regadios; los ciento y cinquenta de primera calidad, cien de segunda, y ducientos de tercera, treinta ferrados de Prados de secano; los ocho de primera, diez de segunda y doce de tercera. Siete mil ferrados de tierras de sembradura, los mil de primera calidad, dos mil y quinientos de segunda, y tres mil y quinientos de tercera; ciento cinquenta ferrados de montes cerrados; los quarenta de primera calidad, cinquenta de segunda, y sesenta de tercera: Quatrocientos ferrados de montes aviertos de una unica calidad, y seisciéntos Ynútiles por naturaleza, sesenta ferrados de sotos, las diez de Primera calidad, treinta de segunda, y viente de tercera; Sesenta ferrados de Dehesas, los veinte de primera calidad, veinte de segunda y otros veinte de tercera, y los sietecientos restantes que consideran ocupan los sitios de las Casas, sus salidas, cajas de Rios, Ribazos, caminos y senderos, y responden.

11. Que especies de frutos se cogen en el termino
A la un decima dijeron, que los frutos que se cogen en el termino son trigo, centeno, nabos, coles, yerva, castañas, y otras legumbres y responden.

12. Que cantidad de frutos de cada genero, unos años con otros produce, con una ordinaria cultura, una medida de tierra de cada especie y calidad de las que hubiese en el término, sin comprender el producto de los arboles que hubiese.
A la Duodecima dijeron que cada medida de tierra de sembradura con una hordinaria cultura siendo de Primera calidad producirá quatro y medio ferrados de trigo y sembrandose de otra qualquiera Semilla ygual Producto y al siguiente año el valor de quince Rs. de navos; siendo de segunda con un año de descanso, quatro ferrados y mº de Znº y si de tercera con el mismo intermedio tres ferrados y medio: cada medida de hostaliza siendo de primera calidad regulan su producto en veinte y cinco Rs. siendo de segunda en diez y seis, y siendo de tercera en doce Rs. cada medida de Prado regadio siendo de primera calidad regulan su Producto en treinta Rs. siendo de segunda en veinte, y si de tercera en quince. La misma medida de Prado secano siendo de primera calidad regulan su producto en quince Rs. sí de segunda en diez y si de tercera en seis; cada medida de Dehesa siendo de primera calidad en los seis años que se podan producirán seis carros de Leña, siendo de segunda e n los ocho quatro carros y si de tercera en los doce que se pode tres carros; cada medida de monte cerrado siendo de primera calidad en los diez y ocho años en que se rompen producirá cinco ferrados de trigo, siendo de segunda en los veinte y cinco años sembrado de centeno, en que no se hace de trigo cinco ferrados, y siendo de tercera, y siendo de tercera en cada uno de los treinta en que se rompe quatro ferrados de dho Centeno. Y los aviertos en cada uno de los quarenta años quatro ferrados de centeno y no les consideran Leña por no producirla unos, ni otros, sino tojo, que sirve para el avono de la misma tierra; y los inutiles por naturaleza no les consideran utilidad alguna, y responden.

13. Que producto se regulan darán por media de tierra los arboles que hubiese según la forma, en que estuviese hecho el plantío, en cada uno en su especie.
A la decima tercera dijeron que diez pies de Castaños ocupan una medida de tierras y siendo de primera calidad un año con otro producirán quatro ferrados de castañas verdes, siendo de segunda computados los de maior y menor magnitud ygual numero de Pies, produciran tres ferrados, y siendo de tercera ygualmente producirá dos ferrados, y por no haver otros arboles frutales en el termino no tiene que deponer sobre su producto, y responden.

14. Que valor tienen ordinariamente un año con otro los frutos, que producen las tierras del término, cada calidad de ellos.
A la decima quarta dijeron que el valor que ordinariamente tiene los frutos del termino son en esta manera; un ferrado, ô quartal de trigo un año con otro será de quatro rales y medio, el de centeno á dos y medio; el de Castañas verdes un Real; el carro de Leña de roble quatro reales y por la Pensiones que suelen pagarse de algunos foros, regulan un carnero en diez Rs. una gallina en dos; un Pollo en veinte mrs. Un Par de Capones en quatro Rs. un Lechon cevado en veinte y dos Reales y una docena de anguilas en tres Reales, y responden.

15. Que derechos se hallan impuestos sobre las tierras del termino, como diezmo, primicia, tercio diezmo, u otros y a quien pertenecen.
A la decima quinta dijeron que los derechos que se hallan impuestos sobre las tierras del termino y ganados de Lana y Cerda son diezmos, los que pertenecen enteramente al Illmo Cavildo de la Santa Yglesia de esta Ciudad, y responden.

16. A que cantidad de frutos suelen montar los referidos derechos de cada especie, o a que precio suelen arrendarse de un año con otro.
A la decima sexta dijeron que la cantidad que suelen subir los referidos derechos un año con otro es al de ciento y viente anegas de centeno en que suelen arrendarse todo genero de Diezmos, y responden.

17. Si hay algunas minas, salinas, molinos harineros o de papel, batanes u otros artefactos en el termino, distinguiendo de que metales y de que huso, explicando sus dueños y lo que se regulan el producto cada uno de utilidad al año.
A la decima septima dijeron que en esta Ciudad y su terminio ay solamente de los que contiene la pregunta trece molinos arineros que muelen con agua corriente de los quales pertenecen; uno de una rueda al sitio de Fervedoira à Juan de Valdomar, muele seis meses del año y en este tiempo regulan su producto en quatro fanegas de centeno cada año; ôtro de una rueda juna la Puente da Chancra. Perteneciente â Domingo Lorenzo Mourenza, muele seis meses del año. Tambien regulan su producto en quatro anegas de zenteno; ôtro en dho sitio que pertenece â Antonio Lorenzo Mourenza, tiene una rueda y muele seis meses del año regulan su producto como â cada uno de los antecedentes; ôtro del Convento de Santo Domingo en el Lugar da Regoa de dos Ruedas, muele la una seis meses del año y la otra quatro, regulan su producto en siete anegas de centeno anualmente; ôtro de Andres da Viña, al sitio do Juicio, con dos ruedas, que muelen igualmente como el que antecede, y su producto lo regulan en siete anegas de centeno; Otro de Manuel Perez en dho sitio do Juicio con dos ruedas muele ygualmente que los antecedentes regulan su producto en siete anegas de zenteno; Otro en dho sitio que pertenece â Pedro Antonio de Guara de dos ruedas, que muele al mismo respecto de los de arriva, regulan su producto en siete anegas de centeno; Otro mas avajo que pertenece â Pedro Roque de Penoucos, de dos ruedas, muele â igual correspondencia de los antezedentes; regulan su producto en otras siete anegas de zenteno anualmente. Otros tres molinos cada uno su rueda al sitio del Lugar de Segade Pertenecientes â Dn. Juan Antonio Gil, muelen con agua corriente cada uno quatro meses de laño regulan su Producto en nuebe anegas de zenteno todos tres al año; otros dos al sitio das aceñas pertenecientes â Francisco Lopez Luxilde, cada uno con su rueda, muelen con agua corriente quatro meses al año, regulan su producto en sies anegas de centeno, y responden.
López Pombo, Luis
López Pombo, Luis


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania