Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

La elección del César

martes, 17 de abril de 2012
Empezamos bien. No sé si les había contado que me he apuntado al Senado que organiza el Ayuntamiento para la próxima edición del Arde Lucus, que por cierto coincide con San Juan porque es los días 22, 23 y 24 de junio. Puede ser una iniciativa divertida y además ya saben que todo lo que huela a Arde Lucus en esta ciudad es darse de bofetadas para entrar.

Ayer fue la primera sesión de las muchas que vamos a tener. Dos horas lunes y miércoles de aquí a la celebración de la fiesta. No está mal para salir a dar un paseo con la toga del Senado, porque no creo que nos pongan a gobernar Lugo en esos días (aunque no estaría mal, ya que estamos, si lo hacen en los plenos infantiles…).

Pues miren, empezamos de aquella manera. Nos convocaron a las ocho y empezamos a las ocho y media, lo cual ya a uno, que tiene la virtud de la puntualidad (hoy casi manía en esta maleducadísima sociedad nuestra), le pone un poco de mal café.

Lo único que no se puede comprar en este cochino mundo es el tiempo, y yo administro el mío como quiera y me molesta bastante que me impongan pérdidas de tiempo por causas ajenas. Pero bueno, como la cosa fue el primer día no vamos a hacer sangre de una cosa tan tonta y vamos a dar el beneficio de la duda.

Pero lo que no me parece ya ni tan dudoso ni tan beneficiable, es que en el tema habrá un césar. Creo que Augusto (sería lo lógico porque es el que dio la orden de fundar Lugo). No estoy en contra de que haya un césar, sino contra que ya está nombrado. Es un conocido miembro del PSOE lucense, político de oficio y beneficio.

Antes de que las malas lenguas me metan a “Iznogud” les diré que no tengo el más mínimo interés en jugar yo mismo ese papel, que con estos artículos mi narcisismo está más que satisfecho (de veras, ya sé que es poca cosa pero uno es más modesto de lo que parece a veces, jejeje), pero me ofende que el primer día se nos venga con ese tipo de imposiciones.

El tema del senado se enfoca, con buen criterio, desde un punto de vista teatral. Es una serie de pequeñas representaciones y como tal las vamos a preparar. No me parece lógico que el primer día ya se nos diga que fulano, amigo de la concejala, va a ser el protagonista porque lo dicen ellos. Lo razonable parecería ser que se nos dieran unas lecciones de dramatización, hagamos unas pruebas y luego, entre todos, elijamos al que mejor se adapte al papel de entre los que aspiren a representarlo.

Pero no, el dedo divino ha designado a una persona, y no porque sea un actor consumado, sino porque es un político amigo del gobierno local y le hace “ilu”. Mira qué bien. Si al menos fuera Julio en vez de Augusto uno podría ir de Bruto, pero ni eso.
Latorre Real, Luís
Latorre Real, Luís


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania