Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Hitler y los toros

jueves, 21 de julio de 2011
En España, cuando los votos nacionalsocialistas comunistasecologistas han decidido en el parlamento autonómico catalán prohibir, en el marco del ataque permanente y calculado a muy importantes símbolos y tradiciones españoles, la fiesta de los toros en nombre del fundamentalismo animalista y en una época en que hay problemas muy graves como la crisis y el paro (el paro español es el 20% de la población activa, el doble de Europa y uno de los mayores del mundo.

El paro juvenil español es superior al 40%. España, bajo el gobierno socialista PSOE de Rodríguez Zapatero y Perez Rubalcaba no solo tiene un grave problema de paro, paro juvenil, precariedad laboral y subempleo sino también de déficit público, de deuda pública y privada, de inflación, de grave falta de competitividad, de politiqueria, partidismo, burocratismo excesivo, de megahiperintervencionismo politiquero, partidista, sectario, clientelar, comisionista, guerracivilista, anticlerical católico, sindicalero, corporativo a escala local, autonómica, nacional, europea, latinoamericana, etc. Las autonomías españolas convertidas en miniEstados están promoviendo por activa y pasiva la negación de la nación española - casi ningún político, cargo público habla de la nación española, cita este termino en sus intervenciones -, de sus principales símbolos, de su unidad incluida la de mercado, lengua, cultura, historia, tradiciones, de sus creencias católicas, etc.) creo que conviene saber que el genocída Hitler y el nacionalsocialismo, el nazismo fueron los precursores del fundamentalismo animalista-ecologista ario. Hay ecologistas animalistas que vienen cometiendo acciones terroristas.

La fiesta de los toros ha sido y viene siendo apoyada por el escritor universal americano Hemingway (este años su nieto John Patrick Hemingway, ha sido invitado a las españolisimas fiestas de San Fermín en Pamplona y que tanto cantó y apoyo el gran escritor americano), por A. Amorós, Alberti, Arrabal, Bergamin, Boadella, Cela, Cocteau, Dalí, Placido Domingo, García Marquez, Gimferrer, V. Gomez Pin, Goya, C. Herrera Crusset, Chr. Lacroix, N. Luján, Lorca, Miró, Montherlant, Ortega y Gasset, Picasso, Fernando Savater, Valle Inclán, Mario Vargas Llosa, Orson Welles y otros grandes intelectuales, filósofos, escritores, artistas, autores y creadores universales.

El gobierno PSOE de Zapatero y Rubalcaba, en base a la constitución y otras leyes, no ha tomado medidas para defender la fiesta española de los toros. El gobierno francés la ha considerado Patrimonio Cultural Inmaterial y, junto a otras instituciones francesas públicas y privadas, viene apoyando muy activamente la fiesta de los toros, grandes ferias y numerosos y diversos eventos taurinos de gran calidad que vienen teniendo lugar en Francia.

Hitler y el Partido NacionalSocialista Obrero Alemán fueron los que pusieron en marcha el Estado totalitario NacionalSocialista. En la cúspide de la pirámide nacionalsocialista, según su doctrina, estaba la raza superior aria que los nazis buscaban purificar: por la eugenesia, eutanasia, esterilización y explotación hasta la muerte de los mas débiles, las razas inferiores, los pervertidos (enfermos; discapacitados; enclenques; eslavos-polacos = subhombres = infrahumanos; gitanos; homosexuales; etc.); y, sobre todo, por la liquidación de la raza mas inferior y peligrosa, los judíos.

El nacionasocialismo hiltleriano, al mismo tiempo que prohibió manifestaciones artísticas, el Arte Degenerado; al mismo tiempo que humillaba, torturaba y asesinaba a millones de personas a las que consideraba seres infrahumanos, ratas, piojos, gusanos, bichos infectos y venenosos; al mismo tiempo que puso en marcha, en plan masivo, industrial y racista, la eutanasia, la eugenesia y los campos de concentración, promovió activamente en el parlamento alemán, a partir de 1933 y con el apoyo del partido nacionalista alemán, el fundamentalismo animalista y ecologista.

El totalitarismo comunista, con el que pacto el totalitarismo nacionalsocialista, nazi, aplico la eugenesia, eutanasia, encerró a niños gravemente discapacitados en centros especiales, torturo y asesino a millones de personas en Gulags-campos de concentración y otros muchos lugares, y utilizo los mismos términos (ratas, gusanos, parásitos, mercenarios, contrarrevolucionarios, etc.) para tachar, desprestigiar, deslegitimar, desestabilizar, aislar, marginar, ningunear y liquidar a los homosexuales, críticos, disidentes, opositores y también a judíos. El historiador Artola ha reeditado El libro negro del comunismo donde se da cuenta del genocidio y terror comunistas.

En España, por influencia de la izquierda y los nacionalismos, se divulga muchisimo menos la barbarie comunista que la nacionalsocialista, la nazi. Conviene señalarlo cuando en julio 2011 se esta juzgando a 4 genocídas comunistas kemer rojos, responsables del genocidio camboyano que aniquilo con una crueldad sin limites a cerca de 2 millones de personas. Lo que apenas se divulga. En España, los progres, el PSOE, la izquierda, los nacionalistas son muy críticos con Israel (donde hay un sistema democrático), con los judíos y vienen defendiendo activamente al mundo islámico, a regímenes musulmanes donde se viola diaria y muy gravemente los derechos humanos, democráticos y ciudadanos, a grupos terroristas como los de Hamas y Hezbollá (a los que viene apoyando la banda ilegal terrorista marxista-leninista, procastrista, prochavista, antiglobalización, vasca ETA-Batasuna y sus numerosos brazos, como a la banda ilegal narcoterrorista marxista-leninista, procastrista, prochavista, antiglobalización las FARC de Colombia y sus numerosos brazos, etc.), a regímenes árabes y musulmanes proterroristas, etc.

Recordemos que Hitler y el nacionalsocialismo, el nazismo, defendieron el islamismo-mahometanismo y criticaron con gran dureza el judaísmo y el cristianismo (que Hitler consideraba una creación del judaísmo. Los cristianos alemanes se encuentran entre los que mas se opusieron a Hitler y el nacionalsocialismo, por lo que fueron torturados, ejecutados, asesinados y liquidados).

En 1933, Hitler aplica la defensa de los animales y la naturaleza, el naturalismo ario y pone en marcha el implacable, racista y criminal terror nacionalsocialista. Kathleen Kete del Trinity College (Connecticut), muy crítica con el fundamentalismo animalista nazi, señaló que fue la 1ª tentativa conocida de un gobierno para romper el tradicional dualismo de seres humanos y animales. Los arios ocuparían la parte superior de la jerarquía social-natural, seguidos por los lobos, águilas y otros animales. En lo mas bajo y degradado estarían los judíos.

A partir de noviembre 1933, a propuesta de Hitler que declaro: En el Nuevo Reich no podrá seguir aplicándose la crueldad hacia los animales, el nacionalsocialismo, el nazismo presento en el parlamento la ley de protección animal (Tierschutzgesetz), seguida en julio 1934 por la ley de prohibición de la caza (Reichsjagdgesetz), en julio 1935 por una ley de protección integral de la naturaleza (Naturschutzgesetz), en noviembre 1937 y setiembre 1938 por una ley general sobre el transporte de los animales y otra especifica sobre su transporte en trenes. Una buena muestra del terror nazi y de su moral animalista, racista y asesina, es la forma absolutamente indigna y cruel de trato que sufrieron millones de personas (incluidos niños, viejos y mujeres), que fueron transportadas por el nazismo en trenes, camiones, etc., en condiciones mucho peores que los animales, y para ser explotadas, humilladas, torturadas, gaseadas, liquidadas atrozmente.

El nazismo estableció la forma en que se debería herrar a los caballos y cocinar a las langostas para que sufrieran menos. Hitler, Hess, Goebbels, Himmler y otros líderes nazis defendieron el vegetarianismo. Hitler hacia bromas macabras sobre los que comían carne.

Pero el colmo del fundamentalismo ecologista animalista nazi, lo mostró Hitler en la 2ª Guerra Mundial (él y sus hombres de confianza, cuando ya sabían que iban perder la guerra, no quisieron seguir el consejo de varios de sus generales que le proponían llegar a un pacto para ponerle fin y evitar la muerte de millones de alemanes), cuando, en los últimos años de esta guerra, prohibió artículos de prensa que hiciesen referencia a la caza de animales mientras que la caza, humillación, tortura y liquidación nazi de millones de personas continuaba con mas crueldad y terror que nunca. Al mismo tiempo, aprobó una cartilla de racionamiento para los perros, para que estos, aún en las peores condiciones, no se quedasen sin alimento por las carencias de la guerra.

El prestigioso filosofo y politólogo Luc Ferry (que fue ministro de educación en Francia) critica el fundamentalismo ecologista animalista en su obra El Nuevo Orden Ecológico. Para él, supone una regresión sin precedentes en la historia. Este fundamentalismo ecologista animalista, que eleva a la naturaleza y los animales al mismo rango jurídico que las personas, supone para Ferry un gravisimo ataque al ideal humanista heredado de la Revolución de las Luces.
Cancio, Miguel
Cancio, Miguel


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania