Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Glosario parroquial de Cervantes (VII)

martes, 26 de enero de 2010
Feligresía de Santa María de Vilarello
Entidad formada por los pueblos de Bimeiro, Comeal, Mazo de Doiras, Riamonte, San Miguel, Vilarrello de la Iglesia, Vilarello do Río y San Miguel y Xestoso. Delimitada por Cereixedo (N.), Pedrafita do Cebrerio (S.), Noceda y León (E.) y Vilaspasanates y Noceda (O). Se comunica con la capitalidad municipal por una carretera, que va desde Ambasmestas a Pontes de Gatín; la que alcanza su altitud máxima de 995 metros, y está bañada por el arroyo de Vilarello.
En 1983, conservaba una palloza y veintidós hórreos con la cubierta de paja; En la aldea de Bimeiro había tres buenas pallozas y cuatro hórreos, no obstante, por aquellas fechas muchas casas ya habían sido objeto de reformas, perdiéndose así el empleo de materiales tradicionales para incorporar, los bloques de cemento, ladrillo y uralita en las cubiertas.
La ferrería de Fonquete fue construida por D. Carlos Antonio García Álvarez, natural de la mencionada parroquia de Vilarello y propietario de la hacendada casa de Vilarello del Río. En el año 1802, solicitó el correspondiente permiso para su establecimiento, alegando que dicha herrería aportaría un gran beneficio a la zona, dado que: “...los yelos, y las nieves continuos de aquel País, y la poca substancia del terreno hacen inútiles las fatigas de los Labradores, pues no obstante. de ser sus sementeras tan escasas, y sus cosechas de tan inferior calidad, no pueden dexar la azada de la mano, por qe. la maleza y el monte inutil, especialmente. del Brezo, y otros arbustos sofocan las semillas, y repueblan la tierra de tal modo, que las roturas de un año son desconocidas en el siguiente...” A esta solicitud se opuso D. José aria de Tineo, señor de la Casa y Jurisdicción de Noceda, As Nogais, y a su vez dueño de la herrería de Bueyes, dado que está era una clara competecia. En la misma solicitud consta que vena de hierro procedería del criadero de Formigueiros, y de los descubierto por D. Carlos Antonio García Álvarez en la jurisdicción del Bierzo da Somoza, en los lugares de Cela, Soutelo, Teixeira, Burbia y Campo da Auga.
Según el historiador Clodio González Pérez, la tradición siderúrgica en tierras de Cervantes viene de muy antiguo, en el pueblo de Doiras hubo un mazo que terminó siendo convertido en una mine central hidroeléctrica, haciendo aprovechamiento, igual que la herrería la fuerza hidráulica del río Cales, afluente del Cervantes y este del Navia. También en el río Brego, lugar de Cancillós, parroquia de Cereixedo hubo otro mazo, ya existente en 1752. Que según recoge el Catastro de Ensenada dice: “... y también ai dos mazos de hierro que baten con agua del río y dos ruedas todo el año, y el uno de ellos se alla al sitio referido dos Canzillós. Perteneze a Juana González y Agustín Fernández, y el otro se alla al sitio de Doiras. Bate todo el año perteneze metad de el a Domingo López y la otra metad a Santiago de Lombardía y Martín Freijo y regulan el producto de cada uno dellos en cada un año en mil reales Vellón...”
De entre sus monumentos, destacamos el castillo de Doiras, del que se hablará en el correspondiente apartado de castillos, pazos y casas señoriales.

La iglesia parroquial, está realizada con muros de mampostería, con nave rectangular, cubierta a dos vertientes, mediante losas de pizarra, soportada por recio armazón de madera y vigas, de ellas cinco son tirantes. Espadaña de dos vanos y una tronera en la parte superior. El pórtico cerrado y reforzado por dos amplios portalones de acceso; la cubierta a tres aguas, protege la puerta de acceso al templo. El presbiterio sigue la misma línea de la nave, pero más elevado, la techumbre a cuatro vertientes, con una cornisa baquetonada. El arco triunfal de medio punto y bóveda formando un cúpula que descansa sobre pechinas, carente ésta de linterna.
El retablo mayor, formado por dos cuerpos y tres calles, es barroco, realizado a lo largo del siglo XVIII. En él mismo dos columnas salomónicas, decoradas por racimos, tallos y hojas, flanquean cada uno de los tres expositores del primer cuerpo, del que destacamos las siguientes imágenes: Asunción, titular, (100 cm.), esculpida en la primera mitad del siglo XVI, de bellas proporciones, fina imagen, manos juntas y angelotes en torno a su camarín; San Antonio, (100 cm.), recogiendo el amplio manto para sostener en él al niño; Santo con hábito talar, sostiene una corona en la mano izquierda, con la derecha la cruz. En el segundo cuerpo del retablo, está presidido por un importante conjunto escultórico, de reminiscencias románicas, en él imagen de Cristo, (50 cm), Santa María y San Juan (50 cm.). Otras tallas: San Sebastián, (55 cm.), Y Santo Obispo, (70 cm.). Lo corona un frontón partido con un medallón de cuerdas entrelazadas. En el banco sobresale el Sagrario, 140 centímetros de altura por 110 de ancho; puerta protegida por tres pares de columnas salomónicas, decoradas por racimos, hojas y tallos, relieve de Cristo con cáliz en la mano izquierda, posiblemente en la derecha tuviera hostia; cúpula de gallones coronada por ángel alado; se trata de un buen grupo escultórico, realizado por una fina gubia.
El retablo lateral derecho, también barroco, segunda mitad del siglo XVII, con una hornacina flanqueada por sendos pares de columnas molduradas y decoradas por profundas estrías, panzudas. De las tallas, imagen de la Virgen María con el Niño Jesús, (82 cm.), siglo XVI, buena escultura. En el lienzo lateral derecho, otro retablo semejante a esté. En la sacristía, imagen de San Francisco, (105 cm.), con brazos abiertos, mediocre talla; Virgen con amplio manto, recogido con la mano izquierda (83 cm.), Santa, (72 cm.), mano cayendo sobre sus brazos y atuendo de guerrero; tallas del siglo XVIII. Imagen de Cristo, (62 cm.), tosco y San Roque (40 cm.), mutilado de pies y manos, buena talla. De entre los muebles citamos una buena mesa cómoda con dos cajones decorados con motivos geométricos y de flores.

Los vecinos de Gomeal, tienen su propia capilla, con advocación de San Bernardino; de planta rectangular 8,70X5,35 cm. de buena piedra caliza, techumbre a tres vertientes, soportada por recia armadura de madera reforzado mediante tres vigas tirantes y tijeras; el piso de la misma también está realizado por tablones de madera.
De sus tallas destacamos, San Bernardino (80 cm.), Virgen con Niño (75 cm.), Santa con toca, (80 cm.), manto y manos cruzadas sobre el pecho, cabeza inclinada sobre el hombro izquierdo; San Antonio, (75 cm.), Santo mendicante, (35 cm.), tallas de factura muy popular, realizadas durante los siglos XVII-XVIII.

Los vecinos de Riamonte, tienen su propia capilla, con advocación a San Antonio. La sencilla fábrica, es de nave rectangular, cubierta a dos aguas; la puerta de acceso de jambas y dintel monolítico. En ella interesante imagen de San Antonio, (32 cm.), siglo XVIII, buena e interesante escultura.

Los vecinos de San Miguel, igual que los anteriores, también tienen su propia capilla, situada en la parte inferior del poblado; que es de planta rectangular, la cubierta a dos vertientes, con pórtico sobre dos pilares de bloques de cemento, está techumbrado a tres aguas, con losa y buena armadura de madera. La puerta de acceso con jambas, dintel corrido y ventanales laterales de madera. De las tallas destacamos dos: San Miguel, titular (70 cm.), con dragón a los pies, barroco, desafortunadamente repintado con pintura plástica; Santo monje, (32 cm.),siglo XVII.

Los vecinos de Bimieiro, a lo mismo que los anteriores, tiene la capilla de Santa Catalina; sencilla fábrica de planta rectangular, con testero semicircular. El pórtico formado por la prolongación de los muros laterales. La puerta de acceso con dintel corrido y ventanales laterales con verjas, de madera. Imagen de Santa Catalina, (70 cm.), con espada apoyada sobre una cabeza que sirve de peana; San Luis, con corona, libro y báculo, (70 cm.), Dos pequeños santos, tipo San Antonio, (32 cm.), tallas populares, y bastantes rudimentarias.

Dicha parroquia en el Diccionario Madoz, de la misma dice: “Vilarello (Sta. María de): feligresía en la provincia y diócesis de Lugo (10 leguas), partido judicial de Becerreá (5 leguas), y ayuntamiento de Cervantes (3 legua). Situada á la izquierda del río Cancelada, clima frío, comprende los lugares de Cumeal, Jestoso, Mazo de Cancillós, Mazo de Doiras, Riamonte de Abajo, Riamonte de Arriba, San Miguel, Vilarello de la Iglesia, Vilarello del Río, y parte del lugar de Vimieiro que reúnen sobre 70 casas: la iglesia parroquial (Sta. María), está servida por un curato de primer ascenso y patronato lego. El termino confina por N. con el citado río Cancelada; E. Noceda y sierras de Ancares; S. Cereijido, y O. Villaspasantes: el terreno es montuoso y bastante despoblado: lo bañan de S. á N. varios riachuelos que marchan al Cancelada. Los caminos son locales y malos, y el correo se recibe en Cerezal. Producción centeno, patatas, nabos y pasto: cría ganado vacuno, de cerda, lanar y cabrío; hay caza de perdices y se encuentran osos, jabalíes, ciervos, corzos, rebecos, lobos y zorros: se pescan truchas. Industria la agrícola, molinos harineros, ferrerías y otros oficios de primera necesidad. Población 72 vecinos. 398 almas. Contribución con su ayuntamiento”.
López Pombo, Luis
López Pombo, Luis


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania