Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Cristos con pistolas

jueves, 10 de febrero de 2022
Foto de antes (de El Progreso) y después (propia)

Como siempre les menciono cuando escribo sobre estas cosas, hay gustos para todo. Eso quiere decir que, por definición, si bien todos somos subjetivos en nuestras opiniones en cuestiones de estética son aún más dispares los puntos de vista de cada cual. Por ejemplo, a mí las farolas que han puesto junto al MIHL me parecen un atentado contra el buen gusto y la estética del edificio.

El rimbombantemente llamado Museo Interactivo de Historia de Lugo es un cascarón prácticamente vacío salvo cuatro cosillas que ni de lejos justifican la disparatada inversión y que no ha servido para traer esas mareas de turistas que siempre nos anuncian cada vez que meten nuestros cuartos en una de estas ocurrencias. Sólo ha servido, hasta el momento, para gastar mucho dinero público y como fondo para que unas cuantas empresas de coches hagan fotos allí, lo que, como todos imaginarán, es el mayor objetivo al que un gobierno que se dice de izquierdas aspira. La realidad es tozuda y confirma día a día que este tipo de instalaciones, en una ciudad de las características y el tamaño de Lugo, sólo funciona en una ubicación céntrica.

De las bombas de drenado de aguas que siempre se dice que hay funcionando continuamente en el supuesto museo para que no se convierta en una piscina ultramoderna ya ni hablamos. No sé si es una leyenda urbana o son ciertas, aunque les puedo contar que cuando estaban construyendo el edificio central pasé por allí al lado con mi abuela, y cuando vio que era subterráneo su análisis geológico y urbanístico fue demoledor: "¡pero si ahí hay agua!". Como cuando les decían a los de Fomento que la A8 no podía ir por O Fiouco porque había nieblas densas días sí y día también.

Pero me estoy desviando del tema, que es el de las farolas. Últimamente les presto más atención y cuando el otro día publiqué el artículo de las farola-abrelatas de Quiroga Ballesteros un lector llamó mi atención sobre las del MIHL. Pues tiene razón, oiga, son otro disparate.

Quiero pensar que no van a mantener esos mástiles blancos que le quedan al entorno como las consabidas pistolas al Cristo de turno, pero aunque las pinten el resultado no va a ser fácil que encaje con el entorno, de la misma manera que las ultramodernas cosas triangulares que metieron junto a la Iglesia de San Pedro hacen cualquier cosa menos mejorar el conjunto.

Frente a un edificio moderno meten farolas con aspecto que imita a las clásicas y frente a una iglesia del siglo XIV unos abrelatas que dan una luz absurda para ese edificio... Pues lo que les decía, es cuestión de gustos, y con el mío no coinciden para nada.
Latorre Real, Luís
Latorre Real, Luís


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania