Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Un relevo democrático para la esperanza, con un plan, un equipo y una nueva líder para USA y el mundo

lunes, 25 de enero de 2021
El nuevo gobierno de los Estados Unidos toman posesión hoy para enterrar la era Trump e iniciar otra de cooperación internacional, afrontar el cambio climático y la pandemia del Cavad 19.

En el mundo, en Europa y hasta en Quintá de Cancelada hay puestas grandes esperanzas en el gobierno encabezado por Joe Biden como presidente y Kamala Harris como vicepresidenta, que tiene previsto reunirse hoy mismo para tomar las primeras medidas de su Plan de prioridades y volver a la multilateralidad.

En este día de inicio de una nueva etapa en la gobernanza de la primera potencia del mundo, de presencia en todos los foros internacionales, de multilateralidad, de negociación y cooperación permanente, antes de describir medidas del Plan y nombres del nuevo equipo de gobierno Federal de los Estados Unidos, nos centramos en presentar el perfil de la que va ser nueva vicepresidenta, Kamala Harris, nacida el 20 de octubre de 1964, en Oakland (California).

La nueva vicepresidenta es la hija mayor de inmigrantes: de una investigadora contra el cáncer de la India y de un economista de Jamaica, que se divorciaron cuando Harris tenía siete años y su hermana Maya cinco. Harris se presenta a sí misma como "una estadounidense" educada, formada, especializada y comprometida con el servicio público estadounidense.

La que desde hoy será nueva vicepresidenta de EE.UU. en una entrevista concedida en octubre de 2020 a la agencia española EFE dijo que su madre solía decirles a ella y a su hermana que cuando se quejaban de algo les respondía de la misma manera y terminó siendo un lema: "No te quedes ahí sentada. Haz algo".

Los numerosos medios y fuentes consultadas para redactar este comentario sobre el perfil y personalidad de Kamala Harris acreditan su liderazgo en su trayectoria profesional y en el hecho igualmente probado y reiterado de ser primera en su género, raza y color como haber sido la primera fiscal de distrito negra y la primera fiscal general en la historia de California; la primera indio-americana en llegar al Senado y, ahora, primera vicepresidenta de los Estados Unidos de América.

En el ámbito académico, cabe destacar que en 1989 Harris se cualificó como Juras Doctor y al año siguiente ingresó en el Colegio de Abogados de California. Graduada en 1986 Ciencias Políticas y Economía por la Howard Universito de Washington en la que se especializó en la lucha contra el crimen organizado, lucha en la que se empleó a fondo como abogada primero y luego como fiscal al buscar y perseguir el procesamiento y condena de acusados de delitos graves como homicidios, robos con violencia, las agresiones sexuales, los abusos infantiles, el narcotráfico, los derechos de los consumidores y la salud ambiental, materia estrella del gobierno que forma parte.

Kamala Harris es doctora honorífica en Derecho por la Universidad del Sur de California desde 2015 y en Humanidades por la Universidad Howard desde 2017.

En el ámbito del servicio público, hay que reseñar como destacable de Harris que fue (1990 a 2004) fiscal de distrito adjunta en el Condado de Alameda de Califormia, entre 2004 y 2011 fue fiscal de distrito en San Francisco y entre 2011 y 2017 ejerció como fiscal general de California, uno de los cincuenta estados de los Estados Unidos de América. Su capital es Sacramento, y su ciudad más poblada, Los Ángeles, con 37 253 956 habitantes en 2010, el estado más poblado de EE.UU., prueba objetiva de la preparación, vocación y responsabilidad de la nueva vicepresidenta, que llega al puesto entrenada como nadie para presumir un buen desempeño.

El compromiso social de Harris no se ha ceñido a la aplicación del Derecho Público sino que en el ámbito social impulsó y puso en marcha un programa de reinserción educativa y laboral destinado a jóvenes delincuentes condenados por primera vez por trapichear con la droga o cometer robos sin violencia y creó una Unidad de Delitos de Odio para proteger a los hijos de padres LGBT.

En el ámbito de la representación política, en 2016 se convirtió en la segunda mujer de raza negra y la primera de origen indio en ganar un escaño en el Senado de EE.UU., donde enseguida destacó por sus preguntas incisivas a responsables de la Administración del Gobierno Federal de Tremp, reclamando posteriormente como senadora las dimisiones de dos fiscales generales nombrados por Tremp, y luego figuró entre los impulsores del primer impeachment contra el presidente por los cargos de abuso de poder obstrucción al Congreso, a lo que la mayoría republicana del Senado dio carpetazo en febrero de 2020.

La nueva vicepresidenta se ha granjeado una merecida y consolidada fama de ser especialmente dura y pragmática en sus intervenciones inquisitivas en las audiencias del Senado, labor de la que un senador del partido Demócrata dijo que Harris se olvida de los ideales progresistas cuando no convienen en el desempeño de los cargos ejercidos. El congresista Ted Lieu confesó a El País Semanal que Kamala Harris "Es brillante, es apasionada, e hizo una campaña increíble". Tiene "la habilidad de conectar con la gente, pero también de pelear por los temas que importan y conseguir cosas".

Kamala Harris en una intervención memorable al recoger uno de los Premios Mujeres del Año 2018 de Glamour el lunes 12 de noviembre, destacó la importancia de la verdad y dirigió su discurso de aceptación del premio a las mujeres presentes en el acto, explicando la importancia de hablar en una nación que se está dividiendo cada vez más de polarización política. En su discurso, Harris suplicó a los espectadores que llevaran su frustración a las urnas.

El 21 de enero de 2019 la ahora vicepresidente presentó su candidatura demócrata a la Presidencia de los EE.UU. bajo el lema “Kamala Harris por la gente”, que no logró en el partido Demócrata al no recaudar suficientes fondos, por lo que anunció su retirada en diciembre de ese mismo año. Luego, el 11 de agosto de 2020 Biden presentó a Harris como su compañera de candidatura a la Presidencia de EE.UU., definiéndola como una «luchadora audaz por el humilde y una de las mejores servidoras públicas del país».

Kamala Harris se casó en 2014 con Douglas Emhoff, un abogado de gran prestigio de la Costa Oeste de Estados Unidos, divorciado y con dos hijos dijo en un acto de campaña electoral que siempre será "Momala lo que más le importe", término familiar que sustituye al de madastra que se usa en castellano.

Dado que el presidente Biden tiene 77 años, 21 más que Harris, el cargo de vicepresidenta de Estados Unidos conlleva sustituir al presidente en cualquier circunstancia con lo que tiene todas las bazas a su favor para convertirse en la futura líder del Partido Demócrata y candidata a la presidencia para las próximas elecciones.

Avance primeras medidas del Gobierno Biden-Harris:

1. La vuelta de los EE.UU. al acuerdo del Cambio Climático de París de 2015, y convocar una cumbre mundial sobre el clima (COP25) en Madrid, del 13 de diciembre de 2019.

2. El fin del veto migratorio a nativos de varios países de mayoría musulmana, así como el envío al Congreso de un proyecto de ley migratorio.

3. El uso obligatorio de la mascarilla en propiedades federales.

4. Revertir el desmantelamiento energético, anunciando la intención de su gobierno de detener los gases de efecto invernadero.

5. Hacer que el ambiente forme parte de las medidas contra el coronavirus y desarrollo sostenible.

6. Firmar órdenes ejecutivas para recortar las emisiones y establecer nuevos límites de metano en los pozos petroleros y de gas, así como de ahorro de combustible, pese a que podrían ser revocadas por la mayoría conservadora de la Corte Suprema.

7. Crear nuevas regulaciones financieras para que las compañías públicas revelen los riesgos financieros relacionados con el cambio climático y la emisión de gases de efecto invernadero en sus operaciones.

8. Revisar y/o derogar las normativas de la producción de combustibles fósiles y de oleoductos.

9. Dar prioridad a la justicia ambiental, atendiendo los efectos que la contaminación y el calentamiento global tienen en las comunidades de bajos ingresos ha sido uno de los elementos centrales del plan ambiental de Biden.

10. Recuperar áreas de vida silvestre con "medidas inmediatas para revertir el ataque de Trump contra los tesoros nacionales de Estados Unidos". Biden dijo que en su primer día como presidente firmará una orden ejecutiva con el fin de preservar el 30 por ciento del territorio y las aguas estadounidenses para el año 2030.

Perfiles de otros miembros destacados del equipo de Gobierno: secretarios de Estado

. Antony Blinken, secretario de Estado, jefe de la diplomacia de EE.UU.
. General Lloyd Austin, secretario de Defensa, primer afroamericano jefe del Pentágono.
. Alejandro Mayorkas, secretario de Seguridad Nacional, nacido en La Habana. Jurista.
. Avirl Hines, directora de Inteligencia Nacional, graduada en Físicas y Derecho. Pilota aviones y fue propietaria de un café y de una librería en Baltimore.
. Linda Thomas-Greeinfield, embajadora ante la ONU, afroamericana, con gran experiencia en el servicio exterior /diplomático.
. Janet Yellen, secretaria del Tesoro, con gran formación académica, ex presidenta de la Reserva Federal (Economía).
. Gina Raimondo, secretaria de Comercio, experta en fondos de capital riesgo.
. Merrick Garland, fiscal general/Justicia, magistrado con larga experiencia en Washington.
. Xavier Becerra, secretario de Salud, hijo de mexicanos, graduado en Derecho y Economista, diputado del Congreso.
. Pete Buttigieg, secretario de Transportes, sin experiencia política.
. Deb Haaland, secretaria de Interior, es la primera ministra indígena, que será la máxima responsable de la gestión de los recursos naturales, incluido parques y yacimientos de petróleo, así como del patrimonio cultural.
. Ron Klain, jefe de Gabinete, abogado, con más de 30 años de experiencia en la Casa Blanca y el Capitolio, asesorando a presidentes, vicepresidentes y senadores.
. Susan Rice, directora del consejo de Política Interior, ex embajadora ante la ONU, asesora de Seguridad con Abama, con la misión de reconstrucción económica tras la pandemia del Covid 19.
. Jen Psaki, portavoz de la Casa Blanca, experta en comunicación política, grecoamericana que ejercerá como secretaria de Prensa y portavoz del presidente

Con este equipo capitaneado por el presidente Joe Biden, vicepresidente durante los ocho años de los dos mandatos de Obana, el ahora presidente y su vicepresidenta Kamala Harris creemos que han configurado el mejor equipo posible para que individual y colectivamente impulsen y convoquen al país a hacer realidad la famosa frase de John F. Kennedy: "No preguntes qué puede hacer tu país por ti, sino qué puedes hacer tú por tú país".

Estas son las nueve medidas que Biden podría implementar en los primeros días de su gobierno para volver a ubicar a Estados Unidos en el combate del cambio climático.

1. Reincorporarse al Acuerdo de París
Biden se comprometió durante la campaña, y la semana pasada lo volvió a decir, que el día que asuma la presidencia volverá a comprometerse con el acuerdo global sobre el cambio climático. Eso solo requeriría una carta dirigida a las Naciones Unidas y entraría en vigor 30 días después.

2. Convocar a los líderes mundiales
Biden ha dicho que pretende convocar una "cumbre mundial sobre el clima" con el fin de presionar a los líderes de las grandes naciones industriales para que reduzcan, de manera más agresiva, la emisión de gases de efecto invernadero.

3. Revertir el desmantelamiento energético
Se espera que el gobierno de Biden revoque inmediatamente un gran número de órdenes ejecutivas realizadas por el presidente Donald Trump sobre el tema energético, en particular una orden de marzo de 2017 en la que se exige que cada una de las agencias federales desmantele sus políticas ambientales. Varios expertos dijeron que es probable que Biden remplace esa orden con una que declare la intención de su gobierno de detener los gases de efecto invernadero y que, a la vez, ordene a todas las agencias gubernamentales que busquen las maneras de cumplir con esa instrucción.

4. Hacer que el ambiente forme parte de las medidas contra el coronavirus
Es probable que el gobierno de Biden impulse la inclusión de suministros de energía limpia en cualquiera de las nuevas medidas de estímulo económico que el Congreso disponga. Eso podría incluir cosas como el financiamiento de investigaciones y el desarrollo de energía limpia, fondos para que los estados continúen su expansión de fuentes de energía renovable y una extensión de créditos fiscales para industrias de energías renovables.

5. Firmar órdenes ejecutivas para recortar las emisiones
Desarrollar e implementar nuevas regulaciones tomará tiempo y, en última instancia, podrían ser revocadas por la mayoría conservadora de la Corte Suprema. Pero Biden ha indicado que, en los primeros días de su mandato, firmará órdenes ejecutivas que soliciten a las agencias que determinen nuevos límites de metano en los pozos petroleros y de gas, así como que restablezcan y fortalezcan los estándares de ahorro de combustible y que endurezcan los estándares de eficiencia para los electrodomésticos y las edificaciones.

6. Crear nuevas regulaciones financieras
Biden también ha dicho que, en el primer día de su gobierno, firmará una orden ejecutiva para que las compañías públicas revelen los riesgos financieros relacionados con el cambio climático y la emisión de gases de efecto invernadero en sus operaciones.

7. Revisar las normativas de la producción de combustibles fósiles
Se espera que Biden anule una orden ejecutiva del año 2017 que eliminó las restricciones a la exploración y producción energética en alta mar. También podría detener las revisiones aceleradas de los oleoductos y otros proyectos de combustible fósil.

8. Dar prioridad a la justicia ambiental
Atender los efectos que la contaminación y el calentamiento global tienen en las comunidades de bajos ingresos ha sido uno de los elementos centrales del plan ambiental de Biden. A corto plazo, su gobierno podría crear una junta asesora de justicia ambiental para coordinar políticas entre agencias y tomar pasos firmes en la supervisión de comunidades vulnerables y la creación de herramientas de mapeo para comprender mejor las disparidades.

9. Recuperar áreas de vida silvestre
Biden prometió tomar "medidas inmediatas para revertir el ataque de Trump contra los tesoros nacionales de Estados Unidos", incluidos los recortes masivos en 2017 a los monumentos nacionales de Bear Ears y Grand Staircase-Escalante, así como la apertura de algunos sectores del Refugio Nacional de Vida Silvestre del Ártico a la exploración petrolera. Biden dijo que en su primer día como presidente firmará una orden ejecutiva con el fin de preservar el 30 por ciento del territorio y las aguas estadounidenses para el año 2030.
Álvarez González, Antonio
Álvarez González, Antonio


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania