Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

LA TAPIA DE PETER, ROBERT Y JOHN: MAS PUEDE SER MUCHO MENOS

lunes, 01 de abril de 2002
Tapia de Casariego, durante la Semana Santa del 2002, celebró el campeonato mundial de surf. Uno de sus actos consiste en hacerle un homenaje en el mar al desaparecido australiano Peter. Los australianos Peter, Robert y John introdujeron, a finales de los 60 y principios de los 70, el surf en la maravillosa y turistica villa costera de Tapia de Casariego (Asturias).
-Conoci a estos grandes amigos australianos, cuando entre en contacto con este pueblo, muy querido para mi, a finales de los 60, despues de hacerme amigo en Oviedo, donde estaba estudiando Preuniversitario en el Instituto Alfonso II (pues en mi pueblo Vegadeo, como en la practica totalidad de los pueblos, no habia instituto), del tapiego Manin. La familia tapiega de Manin tenia una casa-chalet cerca de la playa de Tapia, en el que Manin convirtio su sotano en un magnifico local-discoteca en el que en larguisimos veranos, semanas santas y navidades, escuchabamos musica y, cuando podiamos, haciamos guateques.
-Estamos hablando de unos veranos y una Tapia de Casariego muy diferente a la actual. No habia turistas, habia veraneantes, una parte de los cuales venian a principios de julio y se iban a finales de setiembre. No habia pubs, ni movida, ni discotecas. Habia bares y cafes. Incluso lo de las cafeterias es mas moderno, y, mas aun, lo de las pizzas, hamburguesas y demas sofisticaciones del consumo de masas.
-No habia el consumo de masas actual y en todos los ordenes, incluido el de las emociones, sensaciones, recuerdos (los exitos musicales del verano duraban meses), paisajes, habitos, viajes, culturas, utopias, cuerpos y almas (ahora que estamos en plena semana santa, uno de los momentos algidos del mercado de salvaciones). Lo que ha dado lugar a diversas tiranias y esclavismos, entre los cuales destaca el de las drogas, como estamos viendo estos dias con las drogas de diseño. El esclavismo impuesto por las drogas es uno de los mas peligrosos. Los jovenes se ven sujetados por la tirania de los placeres impuesta por el mercado de movidas varias. Se ven lanzados a la marcha total de los "raves", a divertirse hasta reventar, ¡a tope con drogas¡. Pero, ¡Ojo¡, ¡Ollo o piollo¡ se ha lanzado tambien la movida de la tercera y cuarta edad, que esta causando furor y ha dado lugar a milagrosas y peligrosas drogas. Hubo algun "famosisimo" que la palmo en pleno y apoteosico extasis con muy ambiciosas y "triunfadoras" jovencitas.

LA TAPIA DE GUATEQUES, BAILES Y VERBENAS
En la Tapia de los 60 y 70, frente al circuito actual de la movida, de los pubs, discotecas, botellones y subidones, habia los circuitos de los guateques (esto, fundamentalmente para los veraneantes y algunos "niños bien", pues veranear, tener tocadiscos era un lujo) y, sobre todo, de las verbenas, de las fiestas populares en aldeas y pueblos; y habia tambien los bailes de verano, "carnavales de verano", etc., los sabados y visperas de fiesta en las salas de fiestas, en las pistas de baile, como mucho hasta la cuatro de la mañana.
-No habia restaurantes, ni mesones como ahora, pues, no se salia a cenar. Pero habia bares y casas de comidas en los que se podia tomar por algunos alguna tapa clasica y no la variedad que hay ahora. Aun recuerdo los calamares en su tinta del Bar Cantabrico en el puerto de Tapia; y en La Terraza los calamares fritos y, sobre todo, el queso de cabrales (esto ya fue un gran descubrimiento) que nos tomabamos con los australianos, que como buenos australianos primarios, grandisimos, rubisimos o de pelo rojo y fortisimos, se bebian las cervezas por cajas y despues cantabamos todos en galego da Veiga y de Tapia (el asturiano oficial llego despues con lo de las autonomias y la muy peligrosa explosion nacionalista excluyente), en ingles da Veiga, Tapia y Australia, canciones de todo tipo incluido, claro esta, lo que despues seria el himno de la comunidad autonoma asturiana.
-En esas epocas, de los 60 y principios de los 70, los turistas extranjeros en su mayoria eran franceses (pero siempre pocos en comparacion con las masas posteriores) y despues los alemanes, pero mucho menos que los franceses. Lo de los australianos era rarisimo. Peter, Robert y John se ganaron a todo el mundo en Tapia con su gracia, simpatia, sencillez, amabilidad.

MAS PUEDE SER MENOS EN TAPIA Y ‘PAR TOUT’
El caso es que eran unas epocas de mucha mayor austeridad y escasez que ahora; y de mucho menor, escasisimo consumo. Pero nos lo pasabamos muy bien, en grande, con los amigos y, si cuadraba, los amorios, los enamoramientos reales e imaginados; con mil y una luchas (arriesgando incluso el pellejo, pero por los que no estuvieron de vacaciones durante la larguisima dictadura), tertulias calientes y de grandes discusiones, inquietudes, busquedas, preguntas, futbol y bicicletas, procesiones y novenarios, fiestas verbeneras, lecturas, cines, teatros, musicas (el rock viejo, nuevo, progresista, rupturista, etc., incluidos los versioneros mejicanos y españoles; la cancion francesa e italiana, los ye-yes, el soul, el blues, el jazz, las grandes orquestas, el swing –Pachico del gran grupo Los Estoicos de Vegadeo atacaba de maravilla "Estraños en la noche" del inmenso Sinatra-, los primeros sones del son, que despues se llamaria salsa, con Santana, y sin olvidarnos de la bossa nova brasileña de los Vinicius, Jobim, "Brasil 66", etc.. Para los que veniamos de la cultura verbenera, futbolistica y de pueblo, nos gustaban, ademas del Real Madrid que era el primero con mucho, seguido del Barça y del Bilbao antes de la catastrofe nacionalista; nos gustaban Machin, Los Machucambos, Los Rivero, el Trio Calaveras, Los Cinco Latinos, Los Panchos, Olga Guillot, Mister Sucu-sucu, Armando Manzanero, los boleros, corridos y rancheras de los/las grandes mejicanos, Lola Flores, Juanito Valderrama, Antonio Molina que veimos en las comedias que se celebraban en las plazas del pueblo, sin olvidarnos de la rumba flamenca de Peret y sus gitanos diplomaticos o de Chacho, el Principe Gitano, El Pescadilla, de los tangos que se cantaban en los bares especialmente en las navidades, de los fados de la portuguesa españolisima Amalia Rodrigues, etc. Todos estos gustos y mas, en dicha epoca estaban considerados como "horteras", gustos pequeño burgueses, aldeanos, alienantes, reaccionarios, etc.), polemicas, acciones, movilizaciones y actividades. Claro que al volver los ojos al pasado, si cuadra, en la disputa, en el juego de la realidad real, imaginada, deseada, soñada, rechazada-"refoulé", etc., lo recreamos con regusto melancolico para justificarnos y justificar nuestra epoca como la mejor: el mito de la eterna juventud, de todas las revoluciones y utopias (muchas, muy peligrosas, nefastas ayer y hoy, que han dado/dan lugar a multiples mercado de liberacion, a totalitarismos, fundamentalismos, gravisimas manipulaciones, corrupciones, degradaciones) habidas y por haber a escala individual y social: la corporal, la del deseo, la cultural, la politica, la cientifica, la existencial, la espiritual, la mundial, la global, la feminista, la sexual, la urbana, la ecologica-microsocial-molecular, la energetica, la alimentaria, la del consumo, la musical, la vestimental, la de las generaciones, etc.
-En fin, algunas veces, mas, mucho mas, es menos, mucho menos. El progreso material, cultural, cientifico, etc., mal concebido, gestionado, asumido y sujetado, puede conducir, y de hecho en bastantes casos es asi, a la barbarie, al retroceso humano, existencial, intelectual, convivencial, a un mundo individual y social dominado por la erosion/desertizacion de las relaciones humanas, por todo tipo de ruidos, apariencias, sujeciones, dominaciones, ostentaciones, mercados-juegos sucios. Luchar para seguir luchando, jugar para seguir jugando, pero sin hipotecar nunca el juego limpio, la verdad, la justicia justa, la libertad responsable, la amistad y el amor verdaderos, la critica rigurosa y la poesia vital, sin ningun tipo de prepotencias y arrogancias, para ser mas libres, humanos, creativos, juguetones.
Cancio, Miguel
Cancio, Miguel


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania