Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Pazos y casas señoriales de O Incio (I)

viernes, 30 de noviembre de 2007
Trabajo realizado por: Manuel Julio Platero Campo y Luis López Pombo

Si toda la comarca monfortina es rica en monumentos las tierras de O Incio no se han quedado atrás en este campo y nunca mejor dicho, sobre su campo, a lo largo de los siglos fueron edificados excelentes iglesias románicas de las que ocho han llegado hasta nosotros, unas con toda su original estructura, algunas con unas reformas bien o mal realizadas, pero también de un pasado más o menos lejano, hoy quedan unas cuantas casas torres, a las que, unas veces acertadamente y en otras no tanto los llamamos pazos.

Pazo de Romariz
El que intentamos describir fue levantado en la parroquia de Sta. María de Rendar y la casa cedió su nombre al lugar que es un bello y acasarado paraje repoblado de centenarios castaños, tierras fértiles regadas por el arroyo de Rendar y el río Mao, en una zona la cual sería lógico llamar O Incio Medio, tanto por su situación geográfica y lo mismo por las cotas de altitudes que no superan los trescientos metros.
Unos cuantos siglos atrás los romanos levantaron aquí uno de tantos puentes, el de Goó, con frecuencia mencionado en documentos medievales; el paso de los años hicieron mella sobre su recia estructura y la mano del hombre lo fue transformando cada vez más hasta llegar a ser moderno y estar recubierto de un encofrado de cemento, que para verle su fábrica del siglo XVIII uno precisa situarse casi debajo de él como de mirarlo desde bajo se tratase.
El coto de Rendar perteneció al Cabildo de Lugo, quien era dueño en lo civil y por tal circunstancia a mediados del siglo XVIII declaraban percibir unos diezmos de seiscientos reales, no obstante es de suponer que fuesen bastante más. Otro tanto lo recibía el cura párroco, además de la primicia que era de treinta y ocho ferrados de centeno y uso cuantos reales.
La jurisdicción civil correspondía por entero a la Casa de Lemos, cuya señora condesa declaraba no percibir caudal alguno por tal concepto.
El gran caserón o casa-torre de Romaríz fue objeto de profundas reformas a lo largo del siglo XVIII y XIX, por estás ultimas fechas ha sido derribada la mayor parte de la primitiva construcción, para levantar otra mucho mayor y así obtener espacio para unas dependencias mucho más amplias. Su arquitectura obedece a una línea sobria cargada de un neoclasicismo alterado en algunas parte por cierta influencia barroca, ello se aprecia perfectamente en la capilla, muy similar a la del pazo de Dompiñor. El patio cubierto y con amplísimo portalón flanqueado mediante sendas columnas circulares hechas con lajas de pizarra y rematadas en capitel. El cuerpo de la torre fue en otros tiempos habilitada para vivienda del mayordomo, los muros de mampostería de pizarra, con tres cuerpos y techumbre a cuatro aguas soportada por una cornisa.
Los esquínales de los lienzos o muros, las marcaciones de puertas y ventanas fueron labradas en buenos bloques de granito. Las dependencias interiores hace poco tiempo fueron objeto de profundas reformas para adecuarlas a casa de turismo rural.

Notas genealógicas
A principios del siglo XVIII era propietario de la casa de Romaríz D. Pedro López de Somoza y su esposa Dª Gregoria de Estrada, a quienes sucede su hija doña Rosa de Estrada, que se casa con don Ignacio Díaz de Guitián.
A partir de estos, no vuelve a aparecer ninguna partida bautismal o de matrimonio referente a esta casa de Romaríz. No obstante por información recogida en el tomo VI de “Fortalezas de Lugo y su Provincia” de D. Manuel Vázquez Seijas, sabemos que a mediados del pasado siglo XIX era propiedad del magistrado D. Miguel Salgado Membiela como descendiente de los anteriores que lo habitaba temporalmente o en vacaciones y debió ser en esta época cuando se realizaron numerosas reformas en el pazo. Su hija, doña Consuelo Salgado se casa con el matemático D. Juan Jacobo Durán y Lóriga, de los que por su importancia voy a dar unos pocos datos genealógicos, extraídos de la obra “Blasones y Linajes de Galicia” del, nunca suficientemente reconocido, padre Crespo del Pozo.
Hacía el año 1646 vivía D. Domingo Lóriga, y era Secretario de Sto. Oficio, estaba casado con Dª Susana Miguez Pulleiro; de quienes nació el capitán D. Gregorio Lóriga, casado con Dª Gregoria López Bustamante. De estos nació el Licenciado D. Domingo Lóriga, casado con Dª Josefa Pillado Patiño.
Hacia 1750 vivía un hijo de D. Diego, D. Antonio Lóriga y su esposa Dª Josefa Bermúdez de Castro, hijo de los cuales fue, D. José Vicente Lóriga Bermúdez de Castro, esposo de Dª Inés Vicente Romero; de quienes nació el coronel D. Domingo Lóriga y Reguera, general del arma de Artillería (casado con Dª Rosa Taboada de Mondragón, de la importante casa de Liñares en Lalín), de quien vienen una amplia familia de militares. Son sus hijos: D.Santiago (general de Artillería), D. Elíseo (general de Artillería), D. Francisco (padre del I conde del Grove, el también general de Artillería, D.Juan Lóriga) y doña Josefa Lóriga Taboada, casado con el capitán de fragata d. Ricardo Duran y Lira (hijo de D.Juan Duran y de doña María de Lira y Ponce de León), hermano del brigadier de la Armada, D. Francisco Duran y Lira (contraalmirante y ministro de Marina), fallecido a mediados del siglo XIX.
Un hijo de Dª Josefa y D.Ricardo: D. Juan Jacobo Duran y Lóriga, eminente matemático solía pasar grandes temporadas estivales en esta casa, aquí realizó un buen número de sus investigaciones, algunas de ellas presentadas durante congresos extranjeros.
De D. Juan Jacobo Durán y Lóriga y Dª Consuelo Salgado nacieron el arquitecto D. Miguel Durán Lóriga y D. Antonio Durán Lóriga, general de Artillería que se casó con Dª Carmen Teijeiro de quienes nació Dª Pilar Durán Lóriga Teijeiro que vendió el pazo a D.Teolíndo López Freán, cuyo hijo, D.Luis López, es el que se encarga de explotarlo para el turismo rural, tras una buena y bastante respetuosa restauración y con un cuidado esmerado de las instalaciones y la atención al público. A D.Luis tenemos que agradecer los datos más recientes concernientes a esta familia.
Hijo de D. Antonio Durán Lóriga es el diplomático Durán y Lóriga, embajador de España en distintos países.
El blasón: Aunque Romaríz conserva en su fachada un lugar para la colocación del escudo, éste no se llegó a colocar nunca.
Ateniéndonos a lo descrito por el Padre Crespo en su obra “Blasones y Linajes de Galicia”, hemos interpretado el siguiente escudo: que es partido con las armas de los Duran y Loriga; que son para el primer apellido: en campo de gules, un palo de oro y en punta ondas de agua de azur y plata, bordara de oro.
Para el segundo: en campo de azur, dos leones rapantes, de oro, afrontados; en el jefe, una flor de lis de plata, entre dos estrellas del mismo metal y en punta, otras dos estrellas del mismo metal.
Timbrado a diestro y decoración de lambrequines.

Pazo da Edra
La casa solar de los Somoza de Laiosa (como se la llama habitualmente en la antigüedad), es actualmente más conocida por casa da Edra o Pazo da Edra.
En el expediente del caballero guardia marina, D. Manuel Saco Quiroga Montenegro (bisnieto de doña Francisca Somoza Losada Quiroga, hija del dueño de la casa da Edra)de la casa-torre de Ver en el año 1783, dice que,”... por la línea de su padre es legitimo y verdadero descendiente de la Real Casa de Francia por un hijo que salió de ella, se vino a este Reino e hizo de comandante en el ejército gallego, en la expulsión de los moros y guerra, sobre intentar estos el pago del tributo de las cien doncellas, el cual fundó su palacio en el lugar de Martín...” A este motivo se atribuye el uso de las flores de lis, recordando su descendencia de la Real Casa de Francia.
Esta casa de Layosa, en muchos documentos llamada casa-solar de los Somoza de Laiosa, es sin duda de las más antiguas de las derivadas de esta de Martín, por otra parte muy cercana al lugar de Martín (Bóveda), viejo solar del linaje Somoza.
El primero de los personajes de ésta casa del que conocemos su nombre fue D. Gonzalo López de Somoza, que murió en tiempo de los Reyes Católicos y era poseedor de nada menos que dieciocho cotos, que a su muerte se repartieron sus hijos, perdiéndose de esta manera el gran poder que dicha casa tenía.
Fueron descendientes de D. Gonzalo los Rubián de la casa de Rubián de Abajo, los López de Lemos de Ferreira y Sober, los dueños de la casa de Calvos, Belesar, Ferrería, de los Somoza y de los Quiroga de Hospital de O Incio y otras muchas de la provincia de Lugo.
El primero que se menciona, habitualmente, en las genealogías de la casa da Edra, descendiente de D. Gonzalo, es
1.- D. Ares Sánchez de Somoza que estuvo casado con doña Leonor Alvarez de Quiroga y Losada (hija de D. Pedro de Garza de Castrillón, señor de la antigua casa de Tor que fue decapitado por su participación en el levantamiento Irmandiño, y de doña Milia Vázquez de Quiroga Valcárcel y Lemos, hija ésta de D. García Rodríguez de Valcárcel y Balboa (al que se confunde al coincidir el nombre y apellidos, con el Adelantado Mayor de Galicia del mismo nombre que debió ser abuelo de este señor, pues vivió a mediados del siglo XIV y la Revuelta Irmandiña tuvo lugar en el último tercio del siglo XV) y de doña María Alvarez de Losada y Quiroga, señora de Puebla de Sanabría y Ríonegro, emparentados con los Condes de Lemos).
D. Pedro “el Bello” de Tor es uno de los personajes destacados de la novela de corte romántico “Los Hidalgos de Monforte” del escritor gallego do “Rexurdimento” D. Benito Vicetto. Doña Milia fue hermana de fray Rodrigo de Quiroga Losada Valcarce, comendador de la Orden de San Juan que combatió contra los turcos en el sitio de Rodas y falleció en 1481.
2.- Sucede en la casa da Edra, D. Ares Sánchez de Somoza, segundo de este nombre, que contrajo matrimonio con doña María Alvarez de Balboa, hija de D. Ares Fernández de Rubián y Somoza y doña Elvira Díaz de Guitián, nieta de D. Pedro de Rubián y doña Albina de Guitián, señores de la antigua y poderosa casa de Rubián de Abajo.
Hermana de D. Ares “el Segundo” fue doña María Sánchez da Somoza casada con D. Álvaro Sánchez Orozco, antecesores de la casa de Ayán. Pudiera ser, también, que la doña María Sánchez da Somoza, primera en el árbol genealógico de la casa de Hospital de Quiroga. No es infrecuente, por estas épocas, que dos hermanos lleven el mismo nombre.
3.- Hijo de D. Ares Sánchez da Somoza “el Segundo” fue D. Ares Sánchez da Somoza, denominado “el Mozo”, que se casó con doña Inés Rodríguez de Puga y Taboada, hija de D. Álvaro de Taboada y doña María de Puga, nieta de D. Fernando de Camba “el Viejo” y doña María López de Lemos, de la casa de Sober y Ferreira, bisnieta de D. Pedro Garza de Castrillón y doña Milia Vázquez de Quiroga y Losada.
Hermano de doña Inés fue D. García de Quiroga, señor de parte del coto de Tuiriz y del de Abuime y de la casa-torre de Santantuiño, casado con doña Juana Díaz de Guitián y Cadórniga.
D. Ares debió nacer por el año 1555, pues en los libros de beneficios del curato de Santa María de Pino nos dice que por el año 1583 tenía 28 años, además en el mismo beneficio nos informa de sus armas “...siempre tuvieron y tienen por armas y a saber por el apellido Somoza y dieciocho señas juntas en dos partes y por los Quiroga un roble y cinco balgos que llaman, y asimismo por Losada, que es linaje junto con los Quiroga, una losa sobre ciertos lagartos y por los Garzas dos castillos y una espada, en medio, y por los Rubianes los propios de los Somoza, por los Balboa por ondas un león a manera de togado en unas ondas. Dichas armas las tiene el Ares en una piedra de alabastro que tiene puesta en la delantera de su casa y torre..”
Hermana de D. Ares “el Mozo” fue doña María de Balboa esposa de D. Pedro de Armesto, dueño de la casa de la Ferrería do Incio.
4.- Hijo de D. Ares “el Mozo” fue D. Álvaro de Taboada y Quiroga Somoza, que contrajo matrimonio con Dª María López Vizcaíno, de la casa de San Martín de Loureiro, hija de D. Domingo López Somoza y doña Dominga López Vizcaino y nieta materna de D. Juan de Vizcaino, dueño de la casa de Souto en Ribas Pequeñas (Bóveda) y de doña Inés López de Estrada.
5.- Sucede en este solar su hijo, D. Diego de Somoza Quiroga y Losada, hermano de D. Juan Somoza Quiroga y Losada, que fue caballero de la Orden Militar de Santiago y capitán general de la provincia de Santa Cruz de la Sierra en América. D. Diego se casó con Dª Isabel Sánchez Somoza, que era descendiente de los señores de las casas de Salto, Amarante, San Miguel de Penas y de la casa de Vales; como hija de D. Alonso López Saco y doña María Sánchez de Somoza y nieta de D. Pedro Vázquez de Somoza, dueño éste de la casa de Torno, y de doña Constanza Sánchez de Somoza, de la casa de Salto (Monterroso).
6.- Fruto del matrimonio de D. Diego con Dª Isabel nació D. Juan Somoza Losada y Quiroga, sucesor en los vínculos de Laiosa que heredó de su tío numerosas capellanías fundadas por éste. Contrajo matrimonio con Dª Micaela Saco y Estrada, natural de la cercana casa señorial de Vales, hija de D. Lope Saco y de doña Inés de Estrada, oriunda de la casa del Souto de Ribas Pequeñas, de los Vizcaino (con la que vuelven a emparentar).
Fueron hermanos de D. Juan:
a) Doña Francisca Somoza y Quiroga, que se casó con D. Juan Saco y Quiroga, dueño de la casa de Vales en Teilán. Tienen por hijas a doña Inés que se casó con D. Juan Antonio Saco Camba y Quiroga dueño de la Torre de Ver y del coto de Dómez. Y doña Isabel Saco Somoza, la cual contrajo matrimonio con D. Gregorio Feijóo Enríquez y Novoa, dueño de la casa de Pallares, sita en la feligresía de Sta. María de Baamorto (Monforte). El sucesor en la casa de Vales sería D. Agustín Saco que se caso con doña Rosa Suárez de Deza de la casa de Bóveda.
b) D. Diego Somoza Losada y Quiroga se casó con doña Josefa Guitián y Vizcaíno, que era dueña de la denominada casa-grande do Souto, en la feligresía de Ribas Pequenas y descendiente de los señores de la Puebla de San Julián y de la casa do Pacio de Eirexalba (O Incio), como hija de D. Francisco Vizcaino y Estrada y doña Manuela Losada Guitián y Quiroga Valcarce (de la casa de Eirexalba y Vilalpape). De este matrimonio vienen los Somoza de la casa do Souto de Ribas Pequeñas y de la de Hospital do Incio.
c) D. Francisco Somoza Losada y Quiroga, abad de San Esteban de Ribas de Miño.
d) D. Pedro de Somoza Losada y Quiroga, abad de Puente de Neira.
e) Doña Catalina Somoza Losada casada con D. Roque de Aguiar dueño de la casa de Castro Lázaro, en Portomarín. Fueron padres de doña Francisca Somoza Losada casada con D. Francisco Varela de Ulloa, señor del coto de la Pinza (Sarria), padres a su vez de doña Clara Varela Somoza y Ulloa que se casa con D. Juan Valcárcel, dueño de la casa de Mezur en Tuimil (Bóveda). De éstos será hijo D. Francisco de Valcárcel casado con doña Rosa Aguado, de quienes nace, entre otras, doña Clara Valcárcel esposa de José Veiga, dueño de la casa del Mao, en la parroquia de Trascastro de O Incio.
f) Doña María Somoza Losada casada en Vilameá, en Fiolleda.
g) Doña Vicenta Somoza Losada y Quiroga que se casa con D. Fernando de Losada, dueño de la casa de Mosiños en O Saviñao y fueron padres de D. Juan Esteban de Losada esposo de doña Ursula Varela Lorenzana, dueña de la casa de Meijide Grande en San Fiz de Asma (Chantada).
7.- Hijo y sucesor de D. Juan fue D. Bartolomé de Somoza Losada y Quiroga que se casó con Dª Juana Francisca Saavedra Figueroa y Lobera Noguerol, que era dueña de la casa grande de Sarria, (hija de D. Juan Francisco Saavedra Figueroa, Alcalde Mayor y más antiguo de Sarria, y Dª Isabel de Lobera y Noguerol, descendiente de los mayordomos del Hospital Real de Santiago y regidores de Santiago).
Hermano de D. Bartolomé fue D. Francisco Antonio de Somoza Losada y Quiroga, canónigo maestre escuela de la catedral de Lugo.
8.- D. Lucas Somoza Quiroga y Saavedra, sucede en los vínculos de Laiosa y de Sarria. Fue Procurador Síndico, Alcalde Mayor de Lugo, Jefe de una Compañía de nobles que defendieron las costas de Jubia y Caranza en la guerra de 1762 y diputado de lo Común . Estuvo casado con doña Elvira Fernández Elices. Realizó un primer testamento en Lugo, ante el escribano Mouriño en 1763 por el que manda dar a su hermano Juan Francisco la cantidad de 1.000 ducados que le dejo su tío el maestreescuela de la catedral de Lugo, D. Francisco Antonio Somoza además por no tener sucesión llama a su hermano a sucederle en los vínculos familiares. En el año 1766 hace nueva escritura ante el mismo escribano en la que indica que no tiene sucesión de su esposa doña Francisca Fernández Elices por lo que ratifica la sucesión en su hermano (este testamento es el que da pie al error que se comete en la obra de Vázquez Seijas al creer que sucede en esta casa D. Juan Francisco Somoza, cuando finalmente D. Lucas tendrá descendencia y por tanto herederos legítimos a los que trasmitir sus mayorazgos), en el año 1783, el 20 de noviembre hace nuevo testamento ante el citado escribano Mouriño
Hermanos de D. Lucas fueron:
a) Dª Josefa, que casó con D. Antonio Florez de Quiñones y Losada, dueño de la casa de Castro de Valdeorras y de la Cuesta en San Clodio, tesorero de la Casa de la Moneda de Galicia y Asturias, regidor perpetuo de Ponferrada y señor de la jurisdicción de Junquedo . Padres de D. Lucas Flores de Losada y Somoza, caballero que se crió en la casa de Laiosa, se casó con la dueña de la vecina casa de Abelleira y Farban.
D. Lucas Flórez de Losada estudió Cánones y fue bibliotecario de la Diócesis de Lugo. De su matrimonio antes mencionado, nació D. Ildefonso Flórez de Losada y Páramo , diputado, que testó en el año 1849, casado con doña Dolores de Quiroga y Puga (de la casa de los Quiroga de Hospital de O Incio y Puebla de San Julián) fueron padres de doña Clotilde Flórez de Losada , condesa de Torre Penela (titulo que le venia por los Puga) esposa de D. Pedro Sanjurjo, D. Ildefonso Flórez de Losada y Quiroga, sucesor en la casa de Castro de Valdeorras, casado con doña Leonor Suárez de Deza Tineo Ulloa, de la casas de Láncara y Mariñán y sucesora en la de Noceda. Y doña Pastoriza Flórez de Losada casada con D. Manuel Batanero Montenegro, diputado y caballero Gran Cruz de Isabel la Católica, en quienes quedó la casa de la Cuesta ,en San Clodio de Ribas do Sil.
b) Doña Margarita, se casó con D. Francisco Losada Garza y Quiroga, dueño de las casas de Tor, Hospital de Quiroga, Torre de la Candaira, Torre de Novaes, Agüil y Trabazos, uno de los hidalgos más renombrados de toda la comarca de Monforte. Era hijo de D. Francisco José de Losada y Quiroga (hermano de D. José Francisco de Losada y Quiroga, obispo de Mondoñedo) y de doña Josefa Garza Sarmiento, señora de la casa de Tor que, viuda de D. Francisco José se casará con D. José Alonso de Losada Prado, dueño de la casa de Friol, Pol y Paradela, de quienes descienden numerosos títulos gallegos, como los marqueses de Figueroa, Atalaya, Santa María de Villar, de Quintanar, o los condes de Maceda, Priegue, San Román y vizcondes de Fefiñanes, etc.
Hijo de D. Juan y doña Margarita fue D. Francisco de Losada Garza y Somoza, sucesor en los mayorazgos de sus padres que se casó D. doña Francisca Bermúdez de Losada y Hermosilla de la Carrera, señora de la casa de Santa Tecla y del coto de Sampayo; padres a su vez de doña Javiera Losada Garza Quiroga casada con D. Luis Vicente Taboada Vázquez de Temes, dueños de las casas de Cartelos (Carballedo), Traspenas (A Golada) y otras muchas de quienes nació D. Ramón Taboada Losada, esposo de doña Pastora Rodríguez Varela de Temes y Sotomayor, de la casa de Sabadelle (Chantada), de ellos nace D. José Taboada Rodríguez Varela de Temes que se casa con doña María Paz de Zúñiga Laporta (rica dama salmantina), en cuyos hijos se divide el importante patrimonio de la casa de Tor, corresponde la casa de Tor, a D. José, padre de doña María Paz Taboada de Andrés, quien deja el magnifico pazo de Tor a la Excma. Diputación de Lugo.
c) D. Juan Francisco, nacido en Laiosa en 1718, fue el segundo de los hijos varones de sus padres. Casó con doña Vicenta Teresa Pallares y Gayoso, de la casa de Veiga y la Torre de Outeiro, en la parroquia de Goyán municipio de Sarria, hija del Regidor Perpetuo de Lugo, D. Froilán Pallares Gayoso, y tía del I conde de Pallares y dueño del hermoso pazo de Ferreiroá, en el municipio de Pantón, D. Manuel Pallares Correa. Fueron abuelos, también de doña Manuela Somoza Pallares, esposa de D. Antonio Vázquez de Parga y Baamonde, de la casa de Penas Corveiras, regidor y alcalde de Lugo, diputado en las primeras Cortes Constitucionales de Cádiz, dueña de la casa-grande de Souto, en Ribas Pequenas; madre del IV Conde de Pallares, D. Manuel Vázquez de Parga y Somoza, uno de los políticos más notables dados por la provincia de Lugo .
De una hermana de doña Vicenta, llamada doña Bernarda, casada con el señor de la casa de Pacios de Lousada, descienden, además de los futuros señores de Pacios, el inolvidable poeta do Courel, Uxío Novoneyra.
El día 12 de octubre de 1772 en la casa de Laiosa, su hermano, D. Lucas Somoza, ante el escribano Remigio Pérez da poder a D. Juan para ejercer como administrador y recaudador de la casa-grande de Sarria con todos los bienes a él pertenecientes y al mayorazgo de su madre, doña Juana Francisca Saavedra y Figueroa, para lo que ha de vivir en la casa-grande de Sarria la que usará libremente a excepción de los cuartos que se reserva el D. Lucas para hospedarse a su paso por la villa de Sarria.
d) Doña Luisa Felipa Somoza Saavedra casada con D. Pedro José Ulloa Omaña, dueño de la casa y jurisdicción de Noceda (As Nogais), hijo de D. Pedro de Ulloa y Miranda, caballero de la Orden de Santiago, y de doña Margarita Alfonso Flórez y Omaña, de la casa de Miranda en Asturias. D. Pedro José era hermano de D. Diego Ulloa Ribadeneira obispo de Lugo y de doña Beatriz de Ulloa Ribadeneira , esposa de D. Pedro Carlos de Quiroga, dueño de la casa de la Ribera en Quiroga (en cuyos descendientes vinculares recaerán los patrimonios de la casa de Villaguisada, Herves, Burela, etc cuya última representante fue doña Amparo Quiroga Quiroga, dueña de las torres de Mabegondo (otra rama de los Quioga) casada con el general D. Gonzalo de Vargas y Fernández de Córdoba.
Tuvieron una hija llamada doña Joaquina de Ulloa y Somoza que se casa con D. José Benito Tineo, señor de las cinco villas de las Regueras, y fueron padres de D. José María Tineo Ulloa, regidor perpetuo de Cangas de Tineo y Salas en Asturias, Intendente Honorario del Ejército, Pensionado de la Orden de Carlos III y caballero de la Orden de Lis de Vendél, maestrante de la Real de Valencia que se casó en primeras nupcias con doña Bernarda de Acuña Malvar, de la casa de la Parda en Pontevedra y en segundas con doña María Bernarda de Vigo, fue su hija única doña María Josefa Tineo y Ulloa , esposa de D. Apolinar Suárez de Deza y Caamaño, caballero Gran Cruz de Isabel la Católica, caballero de San Juan y Senador del Reino, dueño de las casas de Tebra, Láncara y Mariñán, entre otras. Son padres entre otros de doña Leonor Suárez de Deza que se casa con su pariente D. Ildefonso Flórez de Losada del Barco de Valdeorras.
e) Doña Isabel Somoza Saavedra, nacida en 1723, monja de Sto. Domingo de Santiago.
f) Doña Manuela Somoza casada con D. Manuel Pillado, de la casa de San Fiz do Hermo.
9.- Hereda la casa de la Edra y la de Sarria D. José Grabiel Somoza Saavedra, que fue Caballero Maestrante de Sevilla, casado con doña María del Carmen Saavedra Giraldez que era hija de los dueños de la casa de Miraz, D. Luis Fernando Saavedra Varela y doña Inés Guiráldez y Ordóñez, nieta paterna de D. Álvaro Saavedra Montenegro y doña María Varela de Cordido, de la casa de Liñares en Melide. Nieta materna de D. Nicolás Guiráldez Romero de Caamaño, regidor y alcalde más antiguo de Santiago, alguacil de millones, dueño de las casas Magulán, Oines y Dodro, y de doña Ana Ordóñez de Villaquirán Mariño Seixas y Mendoza (descendiente de la fortaleza de San Payo de Narla). Además era sobrina de D. Agustín Guiráldez Ordóñez de Villaquirán esposo de la condesa de Villoria, doña Remigia de Mendoza.
El hermano de doña Carmen, D. Felipe Ramón Saavedra Guiráldez suceder en la casa de Miraz fue esposo de doña Josefa Pardo Rivera, dueña de la casa de Perrelos (Taboada).
Hermano de D. José Gabriel fue D. Juan Benito Somoza Saavedra que se casa en Sarria con doña Teresa de la Peña y Seixas, de quienes vienen los Somoza Hiebra de Pobra do Brollón.
10.- En D. José Gabriel Somoza termina la baronía de la casa da Edra al sucederle su hija Doña María Josefa Somoza Saavedra, que se casó con el coronel del ejercito Ramón González.
Hermana de doña María Josefa fue doña María del Carmen Somoza Saavedra, esposa de D. José María Anllo Sandoval, de quienes nace doña Manuela Anllo Somoza esposa de su pariente D. Diego Somoza, vecinos de Ribas Pequeñas y padres de los militares D. Ramón y D. Manuel Somoza Anllo y doña Elena Somoza Anllo que se casa con D. Benito Pombo, padres del teniente general de Aviación D. Carlos Pombo Somoza, del notario de Madrid, D. Diego Pombo y del magistrado de Valencia, D. Benito Pombo Somoza.
11.- Hijo y sucesor de doña Josefa fue D. José Gabriel González Somoza, que estuvo casado con doña Irene Neira Gayoso, hija de D. Ramón Neira Montenegro y de doña Ramona Gayoso y Ulloa, dueña de la casa de Ribas (Sober) y descendiente de la casa de Bóveda de la que venía su madre; nieta de D. Juan de Neira Montenegro, dueño de la casa de la Olga (Pol) y de doña Manuela Montenegro Auz, de la casa de Caldaloba y oriunda por su madre de la de la Pesqueira; bisnieta de D. José Alonso de Neira Rodil y Montenegro y de doña Gertrudis Feijoo Gayoso (hija de D. Gregorio Feijoo Gayoso y de su segunda mujer, doña Rosa de Gayoso, dueños de la casa de Pallares en Santa María de Baamorto. La primera mujer de D. Gregorio fue doña Isabel Saco Somoza, hija a su vez de doña Francisca Somoza Losada y Quiroga de la casa da Edra).
12.-Por el matrimonio de una hija de los anteriores, doña Ascensión González Somoza y Neira, con D. Antonio Pedrosa Ulloa, marqués de Villaverde de Limia y diputado, la casa-torre de Laiosa queda unida a los bienes del pazo de Bóveda, siendo vendida a principios de este siglo a D. Manuel Guitián López.
D. Antonio Pedrosa Ulloa era hijo de D. Ramón Pedrosa Porras y de doña Ascensión Ulloa Sotelo de Novoa, nieto por ésta de doña Casilda Sotelo de Novoa Herce y Aguilera, marquesa de Villaverde de Limia y de D. Antonio Ulloa de las Riberas Suárez de Deza, dueño de la casa de Bóveda.
De D. Ramón y doña Ascensión nacieron D. Antonio Pedrosa González, marqués de Villaverde de Limia, que murió sin sucesión de su matrimonio con doña Asunción Montenegro Neira: D. Carlos, D. José y doña Blanca, fallecidos solteros, doña Irene casada con D. Juan Martínez de la Vega; doña Ascensión casada con el médico D. Arturo Parada Barros y doña María casada con el ingeniero agrónomo D. Diego Terrero González, padres D. Antonio Terrero Pedrosa, actual marqués de Villaverde de Limia.
De doña Ascensión son hijos doña Esperanza (esposa del escultor y académico de Bellas Artes, D. Julio López Rodríguez), doña Ascensión y D. José Luis Parada Pedrosa, actuales propietarios del pazo de Bóveda.

El lema de los Somoza de esta casa reza así.
“EL SOMOZA CON SU MAZA/ CON LOS MOROS EMBELEÑA /MUCHOS DELLOS DESPEDAZA / LAS DONCELLAS DESEMPEÑA”.
Este monumental e histórico edificio es actualmente propiedad de un matrimonio emigrante en Suiza, que lo utiliza de residencia cuando regresan a su tierra y al mismo tiempo que aprovechan para hacer en él algunas reformas.
El blasón: Un brazo armado moviente del centro del jefe, blandiendo una maza, acostado sobre tres flores de lis (en su cantón diestro de jefe, flanco siniestro y debajo del brazo) y seis dados de seis puntas en palo doble de tres; ondas de azul y plata en la punta; en piedra superior, timbrado con celada vuelta a diestro; dicho escudo esta apoyado sobre la cruz de Santiago y decorado de lambrequines (1).

Laiosa, casa señorial de los Arechaga
La feligresía de San Martín de Laiosa tuvo una importancia y un abolengo que con el paso del tiempo fue perdiendo; ostentó el título de villa y es la capital del vizcondado del mismo nombre.
En ella pudientes familias levantaron sus pazos, otras sin embargo no poseían aquí sus mansiones per sí tenían en ella grandes y no tan grandes posesiones de las que obtenían suculentos ingresos.
De la casa que nos ocupamos apenas hemos encontrado bibliografía, ni tan siquiera ha sido catalogada en recientes trabajos de este tipo, pero ante todo hemos considerado oportuno incluir aquí un pequeño estudio de la misma, aunque este carezca de rigor histórico del que es merecedora.
Muy probablemente fuese agregada de otra posesión matriz o más importante, la cual fue dado en dote de matrimonio, pues de su fundación no tenemos noticias concretas y creemos que ha sido edificada hacia la segunda mitad del siglo XVII, obra llevada a cabo sobre un proyecto inicial que se respecto y llega a la fecha, al contrario de lo que sucede con buena parte de las edificaciones en tierras de O Incio.
No tiene añadidos posteriores, si conserva unos cuantos alpendres separados de la misma que afean su aspecto externo. El edificio principal es de planta rectangular y consta de piso alto y planta baja, en la primera se halla el patio descubierto y un “corral” cubierto, las cuadras, las caballerizas, las bodegas, el horno y algunas otras dependencias; en el piso alto o primera planta, todas sus dependencias están intercumunicadas mediante un ancho pasillo, de las mismas merece destacarse la cocina de “lareira” con su buena chimenea, está esta soportada por el lienzo o pared y unas soberbias columnas “panzudas” rematadas en labrados capiteles, talladas en un solo bloque de mármol de O Incio; amplios salones, comedor, habitaciones y otros cuartos destinados a distintos usos.
Los lienzos exteriores fueron hechos con lajas de pizarra asentadas sobre barro y recubiertas las paredes por una capa de argamasa, la techumbre tiene varias vertientes y es de pizarra asentada sobre tablones y vigas, el piso está formado por vigas y tablones de castaño.
El estado de conservación de la misma es totalmente ruinoso debido al abandono en que se halla por el constante efecto de las goteras y la carcoma se perdió el sobrio mobiliario, de estilo isabelino, la misma suerte ha corrido buena parte de las piezas de mesa (vajilla), que eran de Sargadelos y china.
A mediados del siglo XVIII suponemos que era la casa que figura en la Real y Unica Contribución (catastro de Ensenada), como la casa señorial de D. Andrés Díaz, que declaraba ser dueño de una vivienda de planta baja y piso alto en el lugar de O Bale (villa de Laiosa),que medía de frente veinte varas y de fondo veintidós, además de ser poseedor de un buen número de fincas.

El escudo: Sobre el portalón que da acceso al patio y esta a su vez al resto del edificio, campea un blasón heráldico labrado en piedra caliza, cuyo estado de conservación es bastante malo.
Y es cuartelado por la cruz de los Ribadeneira, primer cuartel tiene una divisa que bien pude ser un lobo de los Osorio; el segundo cuartel no ha resultado imposible su lectura; en el tercer cuartel aparecen unas ondas que suponemos pertenecientes a los Goyanes; y el cuarto cuartel suponemos que tiene por emblema un león de los Balboa.

Casa palacio de Laiosa, o de los Condes de Lemos
Es este un lugar estratégico, situado en un ligero altillo dominador de un extenso y fértil valle, cubierto de pradera y frente a la iglesia parroquial de san Martín existe una casa, que le llaman popularmente la casa-palacio, de notables proporciones y rodeada toda su finco de un alto murallón.
Si bien hoy en día no es una construcción excesivamente notable, ni demasiado antigua, en su conjunto, destaca su portalón principal, probablemente el más antiguo de todos los existentes en O Incio; con amplio arco de medio punto y bien labradas dovelas de mármol, presididas por los trece róeles de los Lemos. Portalón bastante típico de una vieja fortaleza que parece existió en este lugar en el siglo XV y XVI, que es mencionada al hablar de los señores de la jurisdicción de Laiosa, los Lemos. Andando el tiempo Vizcondes de Laiosa y Condes de Maceda; la familia más importante que habitó O Incio por aquellos tiempos y de las de más rancio abolengo entre todas las familias gallegas.

Notas genealógicas
D. Diego Alonso de Lemos, que fallecía allá por el año 1492, era dueño de las casas de Ferreira y Sober, estaba casado con doña Mayor de Ulloa (hermana del I Conde de Monterrey y Señor de Pambre, D. Sancho Sánchez de Ulloa); de este matrimonio nació entre otros, D. Alonso López de Lemos, fundador del mayorazgo de Laiosa, el 16-IV-1554, funda además tres misas semanales en la iglesia de Laiosa y que estuvo casado con doña Elvira de Nóvoa, señora de la casa y fortaleza de Maceda, en Ourense.
Un hijo de este matrimonio, sucesor en los vínculos de sus padres, D. Juan de Nóvoa y Lemos se casa con doña María de Ulloa (hija de los señores de Taboada); de quienes nace doña Aldonza de Nóvoa y Lemos, vecina del lugar de Laiosa, que se une en matrimonio al D. Juan de Lanzós y Andrade, dueño de las casas de Louriña y Lanzós.
Un hijo de éstos, el Excmo. Sr. D. Alonso de Lanzós y Andrade Nóvoa (caballero de Santiago y procurador general de Galicia), es nombrado conde de Maceda y Vizconde de Laiosa, el 13- XII de 1632 y se casa con doña María de Córdoba y Ayala, (hija de los condes de Vilalba, cerca de Madrid).
Segundo conde de Maceda es D. Bernardino de Lanzós Avalos y Ayala, que se casó con Dª Baltasara Montenegro Sotomayor, señora en Pontevedra de Mourente y Sobran. A un hijo de este matrimonio, D. José Benito de Lanzós y Nóvoa se le concede la Grandeza de España en Primera Clase, en 1709; estuvo casado con Dª Ignacia Taboada y Villamarín, condesa de Taboada y sucede en los vínculos de Laiosa, aunque ya no habite en este coto.
Tras suceder varios de los hijos de D. José Benito en los títulos de sus mayores y fallecer todos ellos sin descendencia; se posesiona de todos los títulos y bienes de los anteriores D. Francisco Javier de Losada Pardo de Figueroa (conde de Maceda, marqués de la Atalaya, Vizconde de Feciñanes y otros), hijo de Dª Ramona Baltasara Pardo de Figueroa y Valladares y de D. José Grabiel Losada Y Prado-Garza (hijo de la señora del paz de Tor, Monforte) casado con doña Joaquina de Miranda y Gayoso, condesa de San Román y marquesa de Sta. María de Villar.
Les sucede en los vínculos, tras el fallecimiento del hijo primogénito, su hijo D. Baltasar de Losada y Miranda, casado con Dª María Luisa Torres y Borreneche. Quienes tienen por hijo y sucesor a D. Baltasar Losada y Torres, nacido en Madrid en 1863, senador vitalicio, primer montero de S.M. Casado en 1884 con doña Lucía Ozores y Saavedra (dama de la Reina, hija de los marqueses de Aranda y señores de la casa de Rubianes).
Por falta de varón sucede en todos los títulos de sus padres Dª Beatriz de Losada y Ozores que se casa con el Excmo. Sr. D. Fernando Casani y Herreros de Tejada, conde de Vilana, a principios de este siglo.
Los Lemos tuvieron entre sus antepasados a uno de los más esforzados caballeros que acompañaron a D. Alfonso el Casto, en la batalla de Sta. Cristina do Viso y a aquel, D. Alonso de Lemos, vencedor de los irmandiños en Monforte.
La casa-palacio de Laiosa lleva ya bastantes años fuera de las manos de los antiguos propietarios.
El escudo, como ya indiqué anteriormente, son los trece róeles de Lemos en divisa única.


NOTA: (1) Según los datos facilitados para este trabajo por Manuel Julio Platero Campo. Parte de ellos publicados en un artículo en el periódico “El Progreso” de Lugo el año 1986.
Otras fuentes empleadas por el mencionado fueron: Archivo Diocesano de Lugo, Archivó Histórico Provincial de Lugo, Fortalezas de Lugo y su Provincia de D. Manuel Vázquez Seijas, Blasones y Linajes de Galicia del padres Crespo del Pozo, Linajes Galicianos de Pérez Constanti, edición de D. Eduardo Pardo de Guevara.
López Pombo, Luis
López Pombo, Luis


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
Deputación de Ourense
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania