Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

HUELGA POLITICA PARCIAL, VIOLENTA, PIQUETERA

jueves, 20 de junio de 2002
En el siglo XXI, en un pais industrial avanzado, con un gobierno y parlamento democraticos, legales y legitimos, no se pueden tolerar, no se pueden admitir, no tienen ninguna justificacion huelgas politicas (como esta, hecha para que "Aznar no se vaya de rositas", "para que la derechona sepa como lo gastan los sindicatos de izquierda, la izquierda"), como la que convocaron UGT y CC.OO, negandose reiteradamente a negociar la propuesta que les presento el Gobierno para luchar contra la perversion y corrupcion del paro y para mejorar el empleo.

Una Huelga Politica Piquetera impulsada, promovida, impulsada y jaleada por el Complejo PRISOE y su potencia politica, mediatica, judicial, sindical, intelectual, deportiva (el programa "El Larguero" de la SER se incorpo, el dia antes de la huelga del 20J, y casi durante todo el programa, a defenderla y promoverla, lo que tambien habia hecho el 18J, etc.) , etc., que ademas se impone por la violencia brutal y callejera de los piquetes que agreden, amenazan, chantajean, queman, tiran adoquines, intimidan a todos aquellos que no quieren sumarse a la huelga, a los que quieren trabajar como es su derecho democratico y ciudadano.

En Santiago de Compostela, en la ciudad vieja y en el centro, los piquetes se presentaron en los comercios, bares, etc., a partir de las 23 horas del dia anterior a la Huelga General Piquetera, etc., obligandoles a cerrar. Para dejar la muestra de lo que podria sucederles a los que no cerrasen, a los que no secundasen la huelga, con mucha antelacion a la huelga, vario dias antes, le rompieron el escaparate a una confiteria con un adoquin que llevaba gravada la palabra "Folga" (Huelga), pues, no habia secundado la huelga "general" anterior. A un banco, en el centro, le rompieron todas las lunas por varios sitios y lo quemaron. En la calle de los vinos, en la calle del Franco, en un pequeño chiringuito de hosteleria, pasados unos minutos de las 12 de la noche, agredieron al pequeño propietario que estaba atendiendo a clientes en su negocio. Lo que hicieron en otros negocios de este ramo. A otros establecimientos, grandes almacenes, lo cubrieron de pintadas todos los escaparates. A otros establecimientos les rompieron los escaparates, etc.

Los piquetes, en lugar de ser informativos, fueron delictivos como los que acabamos de señalar. A los que se añaden otros que utilizaron bolas de acero, quemaron neumaticos, contenedores, bloquearon carreteras, cerraron poligonos industriales por las peores, insultaron a los que se incorporaban al trabajo, a los que abrian sus negocios, etc.

Y asi es como se consigue la Huelga Politica que ademas fue, esta siendo parcial, como demuestran indicadores como el consumo electrico, que es bastante menor que el de las huelgas similares que le hicieron al felipismo.

Ante este comportamiento delictivo y no informativo, el Estado no puede hacer dejacion de sus funciones democraticas esenciales, como son las de no ceder nunca ante el chantaje, las amenazas, las intimidaciones y la violencia, las de garantizar la seguridad por todos los medios democraticos pero firmes a su alcance, pues, de lo contrario pasa lo que pasa, acaba imponiendose lo que ha sucedido y sigue sucediendo en el Pais Vasco con la "kale booroka" (la "lucha callejera"), con la violencia, el amedrantamiento, la intimidacion, el terror callejero, mediatico, etc.

Zapatero y el PSOE se equivocan completamente al seguir la pauta que le marca, que le dicta el Complejo PRISOE, la de tirar a todo lo que se mueve, la de cuanto peor mejor. El problema no es "mas izquierda", como dicen bastantes "progres" despues de lo que sucedió en Francia, Italia, Portugal, Austria, etc., y puede suceder en Alemania. El problema no es mas demagogia populista, izquierdista, oportunista, nomenklaturista, confundir totalmente las prioridades con lo del Estado biberon, Estado gratis total, la ideologia pastillera, gratis, fiesta-liberacion total, la ideologia del escaqueo y desprestigio del trabajo, del esfuerzo realizador, y ceder ante todo tipo de utopismos, de politicas y medidas demagogicas, izquierdistas muy peligrosas.

El problema es saber estar cerca de los problemas cotidianos, reales y prioritarios de las gentes, en crear las condiciones de vida, educacion, trabajo, ocio, salud, asistencia, seguridad judicial y ciudadana, justicia, etc. que les permitan a los agentes individual y socialmente, democratica y ciudadanamente, liberar respetuosa y responsablemente sus energias creativas, desarrollarse honrada, humana y socialmente; es hacer posible de forma permanente un juego politico, judicial, mediatico, economico, profesional, cultural, laboral, sindical y social limpio, una competencia y cooperacion libres, plurales y con principios, prestando atencion especial a los que mas sufren, a los que tienen las peores condiciones de vida y trabajo, pero sin convertirlos en parasitos, en sectores cautivos.

Los sindicatos son medios esenciales siempre que luchen limpia, rigurosa y honradamente por la mejora de las condiciones de vida y trabajo, y contra todo tipo de abusos, corrupciones y explotaciones (lo que sigue dandose a todos los niveles y en todos los ambitos publicos y privados, incluidos los sindicales. DE AHI LA NECESIDAD DE HACER PUBLICO REGULARMENTE SUS INGRESOS, SUBVENCIONES, SALARIOS, MEDIOS, DE DONDE PROCENDEN. AL IGUAL QUE EN EL CASO DE LOS PARTIDOS, PATRONALES Y DE TODAS AQUELLAS INSTITUCIONES Y AGENTES QUE RECIBEN DINERO PUBLICO). Pero no para convertirse en plataformas nomenklaturistas, clientelares, corporativistas, politiqueras, chanchulleras, correas de transmision, etc., que, llegado el caso, no dudan en utilizar la violencia, la intimidacion, la amenaza, el chantaje, el todo vale para imponerse, para sacar tajada como sea y a costa de lo que se tercie.

Es muy urgente y necesaria una ley de huelga que garantice, adecuada, firme y democraticamente, el derecho a la huelga y el derecho al trabajo, sin violencias, sin imposiciones; que persiga con firmeza y ejemplaridad las imposiciones por la fuerza, los piquetes delictivos y no informativos, vengan de donde vengan.
Cancio, Miguel
Cancio, Miguel


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania