Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Medalla Castelao para Xesús Mato Mato

viernes, 27 de abril de 2018
Medalla Castelao para un gallego, sacerdote ejemplar:
Don Xesús Mato Mato.

Ciceron: “Honor est praemium virtutis” – “El honor, la dignidad es premio de la virtud”

“Hora est benefaciéndi” – “Es hora de hacer el bien”

Es un gran placer para mi, en coherencia con lo que vengo defendiendo, proponer para la Medalla Castelao, al sacerdote, musicólogo, profesor, periodista, escritor y gran emprendedor, dinamizador social de Lugo (Galicia-España), que nació, en 1932, en la aldea de Cabodevila, parroquia de San Martiño de Castro del ayuntamiento de Paradela (1851 habitantes, Instituto Nacional de Estadística/INE, 2017), D. Jesus/Xesus Mato Mato, pues, desde hace tiempo vengo proponiendo que los premios, distinciones se den a personas ejemplares, a personas que sirvan de verdadero ejemplo, de referencia para los demás, que destaquen por el bien social que hacen.

La Medalla Castelao la da la Xunta de Galicia, el Gobierno autónomo gallego, para premiar la obra artística, literaria, intelectual o de cualquier otro tipo, de una personalidad gallega distinguida. En el Decreto de Creación de esta Medalla, que fue puesta en vigor en 1984, se dice: “(...) la perfección, el simbolismo o la trascendencia de las obras es el reflejo de un trabajo conscientemente realizado con entrega y con fe en la cultura, en la historia y en el ser de un pueblo”.

Además, en este caso y para los que somos de pequeños pueblos y como sucede con Don Jesus Mato, hijo de agricultores, con seis hermanos, vengo señalando que la iglesia católica, los sacerdotes, las monjas y el Seminario, con su gran exigencia en la formación que impartían, encarnaron y socializaron la muy necesaria cultura del esfuerzo, de la superación, que son fundamentales, exigencia, esfuerzo, buenos valores y afán de superación, para hacer posible la mejor educación, la que genera el mejor valor añadido, riqueza, rentabilidad económica, social, cultural y ética, que puede hacer, con igualdad de oportunidades, que las personas de origen humilde, de aldeas, etc., por medio de un buen sistema educativo y universitario, puedan y deban/pueden y deben, con justicia justa, tener la necesaria movilidad social y acceder a los mejores puestos, a las mejores responsabilidades públicas, privadas y eclesiales.

Desde hace tiempo, vengo defendiendo (como se puede ver en mis publicaciones, Página Web, Blog, intervenciones públicas, etc.), que los principales puestos, responsabilidades publicas, privadas, eclesiales, etc., estén, necesaria y justamente, ocupadas por los mejores-deontológicos-honrados-humildes, por los mas competentes, eficientes, positivos, rigurosos y creativos, que contribuyan al mejor y mas justo desarrollo, profundamente humano.

Los mejores, deontológicos, honrados, humildes, más competentes, eficientes, rentables económica, social, cultural y éticamente, deben ser seleccionados, promocionados y controlados, con justicia justa, debidamente medida, para los mejores puestos, las principales responsabilidades publicas, privadas y eclesiales, y también para las principales distinciones, medallas, como en este caso la Medalla Castelao.

Lo que se puede medir, evaluar, valorar, seguir y controlar, de forma deontológica, honrada, humilde, continua y con el máximo rigor y precisión, es lo que, mas y mejor, se puede mejorar por el mejor desarrollo democrático deontológico, por el comportamiento, la libertad, trabajo, critica, justicia, etc. justos, responsables y respetuosos, por el bien, la belleza, la verdad, etc.

Creo que Don Jesus Mato reúne, claramente, todas las condiciones que establece la normativa de la Medalla Castelao y, en concreto, cuando señala que hay que dar esta distinción a las personas que en su vida y obra tienen estas cualidades, virtudes, como he señalado anteriormente y entre otras: “la perfección, el simbolismo o la trascendencia de las obras es el reflejo de un trabajo conscientemente realizado con entrega y con fe en la cultura, en la historia y en el ser de un pueblo” (que debe aspirar, luchar, deontológica y honradamente, por el mejor desarrollo, la justicia justa, el bien, etc.).

En efecto, Don Jesus Mato, hijo de agricultores, con seis hermanos, de una aldea de Paradela, que asistió a la escuela rural gallega, se formo en el Seminario de Lugo a partir de 1946 y se hizo sacerdote en 1958.

Posteriormente, fue profesor de filosofía y música en un colegio privado y de religión en el Instituto de Lalín (Pontevedra-Galicia), que fue su primer destino como sacerdote (1958-1967). En Lalín, fundó y dirigió la Coral Polifónica de Lalín y también fundó y dirigió Radio Popular (Cope) de Lalín. Al mismo tiempo, promovió viviendas sociales. Por todo ello, por su buen hacer, dejo un gran recuerdo en Lalín.

Se traslado a Lugo y, en 1967, como técnico en Radiodifusión, comenzó a trabajar en la “Cadena de Ondas Populares Españolas (COPE)", cuyo principal accionista es la Conferencia Episcopal Española (CEE).

En Cope Lugo-Radio Popular, fue asesor religioso y redactor. Al mismo tiempo, fue director espiritual y Asesor del “Colegio Menor Femenino Santísimo Sacramento”, dependiente del Obispado de Lugo.

Creo que debo decir, que el que suscribe (Miguel Cancio), de Vegadeo (Asturias-España; menos de 4000 habs.), que hice la escuela primaria en la buena, disciplinada y exigente escuela de monjas de Vegadeo, que estudié por libre, pues, en mi pueblo no había Instituto y debíamos ir a examinarnos del bachillerato, en dos días y de todas las asignaturas, primero, en Oviedo (Asturias) y, después, cuando crearon el Instituto, en Luarca (Asturias); creo que debo decir que, entre otras cosas y gracias al Colegio Menor de Oviedo en el Cristo de las Cadenas, que nos dio un gran servicio, pude hacer el Preuniversitario en el muy exigente (lo que es fundamental para poder llegar a ser algo con justicia justa), muy bueno, por sus muy exigentes, rectos profesores, catedráticos de instituto de gran nivel (maestros, catedráticos de instituto, sacerdotes, monjas y seminarios, con su muy buen hacer, hicieron posible que muchos niños, jóvenes de pueblo, de origen muy humilde, de aldeas, etc., pudiesen estudiar y, gracias a su esfuerzo, a la meritocracia honrada, llegar a puestos, responsabilidades sociales, muy importantes. Lo que debe ser así, es decir, que con meritocracia honrada, la debida deontología e igualdad de oportunidades, lleguen los mejores-honrados a las principales responsabilidades publicas, privadas y eclesiales); como decía, el que suscribe, pude hacer el Preuniversitario en el muy exigente (que fue muy bueno para mí, para los que estudiamos en el mismo), famoso (por sus muy exigentes, rigurosos y buenos profesores. Lo que aprovecho para recordarlos, homenajearlos y darles Muchas Gracias), excelente Instituto Alfonso II de Oviedo. Es fundamental para el mejor desarrollo de los pueblos, entre otras cosas, que tengan un buen y controlado sistema educativo y universitario, justo, exigente, disciplinado y creativo, que forme en valores, analítica, emprendedora, creativa, profesional, técnica y culturalmente, y que no pase a los alumnos, sin la debida formación, de cualquier manera. Lo que pagan los pueblos en paro, bajos salarios, pensiones, etc. y, de forma especial, las zonas y los estudiantes con menos recursos.

Don Xesus Mato, en Lugo, también, desempeño el cargo de Delegado de Medios de Comunicación de la Diócesis de Lugo.

Dentro de la muy importante, justa y necesaria labor social, Don Jesus Mato, creó y fue el primer Coordinador de Auxilia-Lugo. Cargo que ocupo de 1970 a 1977, donde hizo una gran labor social en la ayuda, promoción y participación social de los discapacitados, poniendo especial acento en el mundo rural.

En el campo musical, D. Jesus Mato fundó el coro juvenil del Colegio Menor Femenino “Santísimo Sacramento” de Lugo y que fusionó con el coro juvenil de Colegio Menor Masculino “Eijo Garay” (donde residió, el conocido, parlamentario gallego, Ceferino Díaz Díaz, natural de Escairón-Lugo y que murió el año 2012, mi buen amigo y compañero de estudios en la primera promoción, la del curso 1967-1968, de Ciencias Económicas de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de Santiago de Compostela y que aprovecho para recordarlo), que también dirigía.

A partir de ahí, Don Jesus Mato, formó un grupo músico-vocal que llegaría a convertirse en el famoso grupo gallego “Fuxan os Ventos”, que se creo en 1972, ganó premios y que tuvo un gran éxito e impacto en Galicia.

En concreto, Don Jesus Mato es autor de la música y letra de la canción “Fuxan os ventos”, con la que este grupo ganó, en 1972 y en Mondoñedo (Lugo), el certamen musical “As San Lucas”.

Siguiendo en el campo musical, Don Jesus Mato, con el grupo “Fuxan os ventos” y otros grupos folclóricos e musicales, creo "Galicia canta ó Neno" y que, durante cinco años y 110 actuaciones, hizo posible la recuperación de las canciones, de la música tradicional de la Navidad-Nadal, en Galicia, sobre lo que grabó un disco y editó un libro. También dirigió el “Orfeón Lucense”, coro oficial de la Catedral de Lugo.

Dentro de la actividad y creación musical, Don Jesus Mato recogió gran numero de cantos populares gallegos, hizo arreglos y transcripciones musicales, escribió letras y compuso diversas músicas como la canción “Mencer” (Despertar, Amanecer).

Desde 1970, Don Jesus Mato, también, viene colaborando en prensa, radio y televisión, participa en tertulias, da conferencias, etc.

En 1983, dada su preocupación por la población del mundo rural, de donde procede, se incorporó como párroco a las montañas de O Cebreiro (Lugo), donde ejerció como tal más de 25 años.

Don Xesus Mato, con justicia, ha merecido, por su vida y obra, por el buen cumplimiento de su deber individual y social, las siguientes distinciones: “Lucense del Año-Lucense do Ano” (1991); V Premio Moncho Valcarce (1998); Premio de Cultura Tradicional María Castaña; Premio de Xornalismo sobre o Nadal do Belén de Begonte-Lugo (2009).

Por su parte, el Ayuntamiento de Paradela, por unanimidad, nombro a Don Jesus Mato “Hijo Predilecto” y que recibió en un emotivo acto, el 19 de junio 2005, arropado por su pueblo.

El año 2009, cien amigos de Don Jesus Mato, tuvieron la justa y feliz idea de hacer un libro-homenaje en su honor titulado “Mato sono ío…”.

Creo que a la luz de este excelente Curriculum Vitae, este ejemplar gallego de Paradela, Don Jesus Mato Mato, es muy justo merecedor de la Medalla Castelao, pues, responde con creces a lo que exige la concesión de esta distinción de la Xunta de Galicia – Gobierno autónomo gallego.

Publilio Syro: “Honor honestum decórat, inhonestum notat” – “Las distinciones adornan al hombre honrado-honesto y mancillan, deshonran al inmoral”

Mateos 16, 27: “Reddet unicuíque secundum óperam”: “Premiará a cada uno según sus obras (buenas)”
Cancio, Miguel
Cancio, Miguel


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania