Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

El último comunicado de ETA

lunes, 23 de abril de 2018
Nada es casual. Todo es causal. El mismo día, en los informativos oficiales. ETA se disuelve. PNV no se opondrá a los presupuestos generales del Estado.
El PP y su gobierno necesitan oxígeno. Encuestas con intención de voto. Escándalo en la Comunidad de Madrid, por la conducta indecente de máximos dirigentes. Crisis sin precedentes entre la judicatura y el departamento de hacienda.

Menos mal que aquellos antiguos agitadores del 15-M, ahora se dedican a luchas cainitas por el poder en el seno de su propio partido.

Pero para los españoles que nos hemos pasado media vida pendientes de las barbaridades de ETA, el comunicado de la banda, anunciando su desintegración formal, incluso reconociendo culpas y pidiendo perdón, es una noticia de calado histórico. Pero sobre todo, un intento desesperado para que los ciudadanos cambien el escenario de su atención.

El PP tiene una estrategia para intentar recuperar el espacio que ha ido perdiendo y se ha trasladado a Cs. La rendición incondicional de las siglas ETA, junto a la posibilidad de aprobación de las cuentas públicas para el presente 2018, supone un tratamiento de choque para un paciente que está en la UVI.

Desde luego. Me emociona estar viviendo la rendición de ETA. Voy a ser ingenuo. A cambio de nada. Bueno, tras más de cincuenta años condicionando la vida de muchos españoles. Entre ellos, la mía. Incluso con la última hazaña puesta a disposición de la justicia. Me refiero al intento de linchamiento, en Alsasua, de dos agentes de la Benemérita y sus respectivas parejas. Mientras tanto hay una invasión de novelas historicistas sobre el movimiento nacional de liberación vasco. De este aspecto literario sólo me interesa una posible tesis doctoral, científica, profunda y serena, sobre el conflicto, sus protagonistas, los que sacaron partido del contencioso, y desde luego homenaje a todos los que pusieron sacrificio y servicio para mantener la dignidad en un país habitual en las páginas de los sucesos.

Gracias a los que con su rebeldía, mantuvieron el tipo y las posibilidades de seguir siendo españoles en Euskadi. Gracias a los servidores públicos, que no desfallecieron, poniendo muertos, trabajando sin descanso para vencer a la serpiente. Gracias a los ciudadanos que formaron parte de candidaturas. De una parte porque gracias a ellos podía haber elecciones vascas. De otra parte porque con su ejemplo, poniéndose en la diana de los asesinos y sus cómplices, mantuvieron la dignidad del Estado en los peores momentos del conflicto.
Ahora, en paz, las nuevas generaciones serán quienes logren la reconciliación. De alguna forma, he sentido al leer el comunicado de los que hablan en nombre de ETA, que me trasladaba a una terrible pesadilla. Pero esta vez, sólo en el recuerdo. Mientras, hemos logrado enterrar el miedo. Lo único que no podemos hacer es, devolverles la vida a los que la perdieron en una espiral dónde unos mataban, otros morían y...algunos sacaban provecho.
Mosquera Mata, Pablo A.
Mosquera Mata, Pablo A.


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania