Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Retribuciones ruinosas y gestiones mediáticas de quiebra o salvamento

martes, 17 de septiembre de 2002
Gracias a la polémica entre los ejecutivos de Onda Cero, Juan Kindelan y Jose Maria Garcia-Hoz con Luis del Olmo, los accionistas de Telefónica nos hemos enterado que “Luis del Olmo cobraba 1240 millones pts./año por dirigir y conducir el programa Protagonistas, a los que se añaden casi 400 millones en concepto de gastos de producción y colaboradores”. Cifras que se repetían para José María Garcia, que fue responsable de deportes en dicha cadena. Se ha publicado, también, que Martin Ferrand ganaba 20 millones anuales por sus colaboraciones en la COPE. Es muy conveniente saber las retribuciones de los ejecutivos, grandes profesionales, etc., junto a las cifras de su rentabilidad en la empresa publica y privada, que tienen que dar cuentas a los accionistas, la ciudadanía.

En función de la gestión, de la oferta y demanda de dichas empresas o de otras, estas retribuciones pueden ser muy rentables si se verifica empíricamente que, gracias a dichos conductores, colaboradores, etc., la empresas consiguen unos beneficios que las justifiquen. Incluso podría llegar a pagarles mucho mas si, gracias a ellos, aumentase significativamente su rentabilidad. Entre otros ejemplos, podríamos poner el de la norteamericana Oprah Winfrey que cobra por presentar un programa televisivo de gran éxito, mas de 15.000 millones de pts./año.

Sin embargo, dichas retribuciones de los conductores, colaboradores mediáticos, pero también de los ejecutivos y otros profesionales, pueden ser absolutamente injustas, inadmisibles desde el punto de vista económico, pues pueden llevar a la suspensión de pagos, a la quiebra a la empresa que las admite e, incluso, perjudicar notablemente su cotización y la de su empresa madre que lo tolera.

Los analistas internacionales de inversión, de los fondos de pensiones, los accionistas están tomando medidas drásticas contra los ejecutivos, directivos, grandes profesionales, etc. que irresponsablemente, cuando sus empresas van mal, sin embargo, ellos mantienen y aun mejoran sus grandes retribuciones y privilegios y los de sus colaboradores, de las gentes que los apoyan y que les permiten mantener estas aberraciones económicas.

Las empresas que admiten esta muy negativa gestión lo paga muy caro al caer su imagen, su cotización internacional, lo que es básico para captar capitales, para desarrollarse. Las empresas mediáticas (y de otro tipo) que, al margen de la gestión económica, de los índices de rentabilidad, conceden retribuciones sin tener en cuenta los resultados, salvo que este la politiquería, la corrupción y/o el Estado detrás (ahí están los casos de Argentina, Venezuela, Mejico, etc.; y antes de Alemania, Italia, etc.), van a la quiebra y quiebran a los países que las sufren.

Por eso, y entre otros ejemplos, son inadmisibles las alusiones completamente demagógicas vertidas en el programa Hora 25 de la cadena SER (jueves 22.08.02, a las 20 hs.), sobre los beneficios de la empresas eléctricas. ¿Hay que criticar, en la misma línea absolutamente demagógica que, de un tiempo para acá hace este programa y cadena, a la empresa PRISA (de la que soy accionista) propietaria de la SER, por tener beneficios? ¿qué diran sus accionistas en la Junta General, etc.?.

Habrá que discutir: si esta rentabilidad es justa y contribuye al desarrollo de la empresa y al económico y social; si esta rentabilidad contribuye a la mejora de los empleados de dichas empresas, si tienen unas condiciones dignas de vida y trabajo o, si por el contrario, se le paga mucho a unas cuantas figuras, ejecutivos, profesionales, colaboradores, a cuyo trabajo también contribuyen activamente una buena parte del personal de las mismas que esta mal pagado, es eventual, tiene unas jornadas, unas condiciones de trabajo duras, injustas, etc.

Estamos viendo como a numerosos ejecutivos, grandes profesionales, figuras, etc. se les han reducido sus retribuciones, han sido cesados debido a que sus empresas habían bajado mucho su rentabilidad, expectativas. Por poner un ejemplo radiofónico Radio Montecarlo (RMC) de París, rebautizada como "RMC Info", que estaba desahuciada se ha salvado, ha vuelto a ganar dinero al aumentar su audiencia un 66%, debido al control real de los gastos en todas las partidas (locales, material, personal, etc.), a una reducción drástica de su personal, a una reducción muy fuerte de las retribuciones de los principales conductores y del resto del personal (que ganaban mucho mas que sus competidores, eran mas y tenían mucha menos audiencia), a una buena gestión y elección de sus programas ("news and talk": noticias, debates, participación de los oyentes y fútbol), a haber acertado con los programas, conductores, colaboradores, con una participación de la audiencia muy bien trabajada y con el tono.
Cancio, Miguel
Cancio, Miguel


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania