Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Antonio, Manuel y Andrés Pita Durán

miércoles, 22 de octubre de 2014
Antonio, Manuel y Andrés Pita Durán, fundadores de la fábrica de tabaco cubano Pita Hermanos


Antonio Pita Durán y sus hermanos Manuel y Andrés emigraron del lugar de A Caxigueira, en As Neves, entre 1914 y 1915, con dirección a la Isla de Cuba cuando tenían entre 15 y 20 años. Como muchos otros jóvenes varones de su época, su salida del país parecía prometerles la posibilidad de encontrar un trabajo con el que ganarse su sustento y poder formar una familia, pero también les libraba de un indeseado servicio militar.
Ambos argumentos eran motivos más que suficientes por si solos para emprender una aventura en la que no había red aunque ningún impulso juvenil busca que las nuevas experiencias vengan aseguradas con frutos sólidos, sino más bien su única perspectiva es poder demostrar lo mucho que uno puede aportar.

Sus primeros años fueron como los de cualquier otro obrero que busca una cualificación con la que poder pasar después al otro lado del negocio, la del empresario. Y a sí estuvieron durante algún tiempo, ahorrando y programando su futuro. Cuando reunieron el dinero suficiente, al final de los años 20, levantaron su propia fábrica e iniciaron la vocación que les había llevado a instalarse en la otra parte del océano: ser propietarios de su propio negocio. Esto ocurriría a partir de 1931, cuando la crisis económica azotaba la Isla debilitando las empresas, y la dictadura de Machado les imponía unas leyes esperpénticas a los ciudadanos. En su pequeña fábrica, a la que pusieron el familiar nombre de Pita Hermanos y en la que la mano de obra estaba representada exclusivamente por los tres hermanos y otros cinco empleados, se estaban poniendo los cimientos de una pujante empresa tabaquera. Sus inicios fueron titánicos, teniendo que luchar en un escenario de continuas huelgas y de un decaimiento general del ánimo de la población.

La fábrica acabará prosperando gracias a la constante innovación que los hermanos le imprimieron a todos sus productos, adaptándolos en función del tipo de consumidor al que iban dirigidos, pero sin apartarse nunca de un valor que, como empresarios, consideraban esencial: la calidad. De hecho, muchos de sus puros fueron reconocidos como los mejores en algunas de las más importantes exhibiciones internacionales. Las vitolas que exhibían sus afamados habanos eran un referente de su calidad dentro del sector y paseaban su origen con nombres como Trumps, Delicados, Dianas, Amapolas, Creme de Creme y un largo etcétera por todo el mundo. Pero los más característicos de la marca de los hermanos Durán eran sus Coronas, a los que darían especificaciones como Coronas Chicas, Coronas Junior, Coronas Grandes y Coronas Especiales. También fueron muy demandados los Havana Club, Palmitas o Londres, entre otros productos abastecidos desde su fábrica situada en los números 67 y 69 de la calle Estévez de la Habana Vieja.

Sólo cinco años después, la fábrica daba trabajo a 200 empleados, distribuía sus habanos mediante diez camiones y de ella salían diariamente cien mil cigarro, convirtiéndose en la primera industria taquera cuban y la mayor exportadora de la Isla.

Antonio Pita formó una extensa familia al lado de su esposa María, con la que tuvo a sus hijos Pepe, Antonio, Andrés, Manolita, Toñi y Elena, que enviaron a estudiar a las tierras del Ortegal. El fatal desenlace de la vida de Antonio se produjo en 1942, cuando sólo tenía 54 años. Sus hermanos y sus hijos siguieron con la empresa hasta que en 1960, la Revolución cubana terminó con el sueño empresarial y la familia se dispersó por varios países, entre ellos Estados Unidos y España, a donde regresaron algunos de sus hijos, estableciéndose en A Coruña.
Suárez Sandomingo, José Manuel
Suárez Sandomingo, José Manuel


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania