Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Vascos por España

viernes, 26 de abril de 2002
La primera noticia es pública, positiva para la economía del sector comercial. Eroski crece en beneficios, en hipermercados, en nuevos espacios de la distribución comercial, más allá de la alimentación.

Eroski ha logrado alcanzar a Carrefour en el primer puesto de la distribución alimentaria en España.

Eroski avanza en su plan estratégico que se centra en España, ya que más de la mitad de sus trabajadores tienen su puesto fuera del País Vasco y de Navarra.

¡Curioso verdad!. Una de las empresas del sector cooperativista de Mondragón, tiene como primer cliente a esos españoles a los que miran de reojo sus dirigentes políticos, al servicio de la construcción nacional.

¿Qué pasaría si la respuesta de los españoles a las diatribas del nacionalismo vasco fuera romper las relaciones comerciales con las empresas controladas e impulsadas por "el régimen"?

La segunda noticia es privada pero será pública. El grupo Parlamentario Nacionalista del PNV irá de viaje, aprovechando el puente del primero de Mayo, a Galicia.

Harán el viejo y universal Camino de Santiago, supongo que incitados por sus colegas del BNG.

A mí, como gallego y español, me pasa lo mismo que refiere la parábola. "Más alegría produce un pecador arrepentido que mil justos".

Bienvenidos a las plazas de La Quintana y del Obradoiro, a las ruas compostelanas, a Fonseca, al Toral, a la Herradura, a la Casa de la Troya.

Seguro que descubren que Santiago no es sólo la tumba del Apóstol, es también punto de encuentro de la Hispanidad.

El BNG les hablará de Castelao, pero si recorren El Franco les hablarán de los gallegos que están en la "emigración", precisamente por la injusta distribución e inversión histórica de los recursos de un país que, desde la dictadura, consolidó la España rica y la España pobre.

Si sus señorías van como peregrinos, con la curiosidad de un escolar y la sensibilidad de un artista, captarán que la convivencia en Galicia no es un problema, que la paz entre los ciudadanos gallegos se palpa en cada lugar y en todas las expresiones socio cultural del pueblo.

Pero quizá hay dos hechos sociológicos que con toda ilusión les recomiendo aprendan.

El idioma gallego forma parte de la libertad del uso social en los habitantes de Galicia. A nadie se le obliga a su uso, que está presente en la espontaneidad de las relaciones. En la Comunidad Gallega hay conflicto político propio de la democracia, entre modelos y propuestas de alternancia entre Partidos Políticos, pero sin violencia, sin culto a la diferencia étnica o cultural, sin imposiciones, sin tentaciones de eliminar la disidencia con el poder.

Descubran y aprendan sus señorías de este viaje, no se queden sólo en la gastronomía o prendados con El Pórtico de la Gloria del Maestro Mateo.

Tal como nos describía Miguel Hernandez en sus versos "Vientos del pueblo me llevan", cuando al referirse a los habitantes del viejo reino de las ocho sedes episcopales, dice: "Gallegos de lluvia y calma".

De verdad que, sin presunción, los gallegos hemos hecho de la necesidad virtud, y somos las gentes más cercanas al culto del mestizaje, algo así como las antípodas del credo de un tal Sabino Arana.
Mosquera Mata, Pablo A.
Mosquera Mata, Pablo A.


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania