Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Genealogía de la Casa de Espasantes, en Patón

lunes, 12 de enero de 2004
Esta casa de Espasantes conjuntamente con la de Torrenovaes de Quiroga fueron agregadas al patrimonio de la Casa de Lusio, mediante el matrimonio contraído entre D. Andrés Ramón Valcarce y Quiroga, hijo legítimo de D. Francisco Ignacio Valcarce y Quiroga y de Dª Manuela Osorio y Omaña, nieto por línea paterna de D. Pedro Andrés Valcarce y Quiroga y de Dª Rosa Valcarce Ribadeneira; con Dª María Gertrudis Arias Quiroga y Noguerol, tercera Marquesa de Bosque Florido; hija de D. Mateo Arias y Losada y de Dª Juana Teresa Quiroga y Noguerol.
Dicha casa también es conocida por el nombre de Pousada de Espasantes, o casa del Conde, en alusión al Condado de Torrenovaes de Quiroga, concedido en 20 de noviembre de 1852 (Real despacho de 2 de julio de 1853) a don Manuel Vázquez de Quiroga y Queipo de Llano, I Vizconde de Espasantes. Situada en un frondoso paraje y media aislada de las demás, en la parte alta del pueblo desde la que se divisa una gran extensión de la zona de Patón; se halla bastante descuidada, y las retamas invaden las partes ajardinadas del entorno. Es un amplio edificio con patio interior a modo de claustro; la construcción principal cubierta a cuatro vertientes con tella igual que todo el demás conjunto; tres especies de naves en las que se incluye la capilla, cierran el patio interior. Por la fachada que da al poniente, se yergue pagada una construcción de planta cuadrada, aneja a modo de brazo, con una puerta que seguramente era de servicio y sobre ella un escudo. La fachada principal orientada al medio día, realizada con chacote y bloques de granito en los dinteles de la puerta de acceso, que es de arco de medio punto, formando la clave una piedra armera, en el mismo lienzo sendas ventas, la de la derecha con balcón volado con rejaría de hierro, posiblemente realizadas en la herrería de Lusío. En el espacio de pared que existen entre la ventana y el balcón campea otro escudo. En la parte izquierda del frente se halla una amplia puerta y ventanal que dan servicio a la capilla, la que tiene una pequeña espadaña hierro forjado de un solo hueco y remate de veleta en forma de flecha. La parte orientada al norte y que es la que se encuentra de frente al acceder desde la carretera a esta casa, está muy descuida, donde se conserva una amplia galería de madera, realizada a principios del siglo XX, esta soportada en el frente por cuatro columnas cilíndricas de granito bien labradas y rematadas en capiteles, una puerta con mojones de granito facilita el acceso a la planta baja.
La fachada principal, orientada al medio día tiene cuatro balconadas, la central mayor que las otras hacía la función de pequeña terraza. Desde el patio interior se accede a la planta superior por unas amplias escaleras con pasamanos de balaustrados que comunican con un amplio corredor que sirve de entrada a las distintas salas de la planta. Como ya mencioné tuvo esta casa una zona ajardinada, donde todavía quedan plantas y arbustos exóticos, además de palmeras, parras, buxos, rosales; fuentes que aun vierten agua a los pilones; pequeñas estatuas, relojes de sol etc.

Escudos
Posiblemente el más importante, es que campea en la fachada principal, en medio de una venta y balcón, casi rozando la cornisa; de cuatro cantones, delimitados por la cruz flordelisada cargada de cinco veneras; el primer cuartel lleva por formas los trece róeles, colocados en tres líneas verticales (cuatro, cinco y cuatro); el segundo cuartel cuatro estacas colocadas verticalmente, que están acompañados por diez calderos: cuatro en el flanco derecho, cuatro en el flanco izquierdo, uno en el estado de jefe y otro en la punta; el tercer cuartel, lleva por forma un árbol arrancado con perro pasante atado al tronco; el cuarto cuartel, cinco hojas de higuera colocadas en sotuer. Timbrado con casco bruñido y penacho de plumas, decoran esta labra heráldica rollos y cartelera.
Según el docto genealogísta D. Isaac Rielo Carballo, las armas reproducidas en él son por este orden, las de los López de Cangas o López de Lemos; los Taboada, los Quiroga y los Figueroas, o Figueiras. Probablemente se trate del escudo de D. Álvaro Francisco López Figueras, que contrajo matrimonio con Dª Teresa Pardo Ribadeneira; menciona el referido investigador que en este supuesto caso, las armas de sus dos apellidos estarían en el primer y cuarto cuartel; en el segundo estarían las de los Taboada, apellido que llevó su bisabuela paterna; en el tercer cuartel las de los Quiroga, apellido de su abuelo paterno. La cruz flordelisada de los Ribadeneira cuartelado el escudo estaría relacionado con la esposa de D. Álvaro, es decir Dª Teresa Pardo Ribadeneira.
Es de mencionar que esta labra heráldica es idéntica, por lo que respecta a sus elementos heráldicos al que tiene una lauda sepulcral existente en la capilla del Rosario de la Casa de Espasantes, que la iglesia parroquial de San Fiz de Cangas; y muy semejante al que está en el frontón del retablo de la mencionada capilla.
La mencionada clave del arco de la puerta principal, es un blasón, más bien de pequeñas proporciones, que lleva por divisas los trece róeles de los López de Cangas, colocados en cuatro fajas de tres y uno en punta; conservando una inscripción que dice “H (ízolo) D (o) ANTONIO LÓPEZ”.
En la fachada que da al naciente, se halla un tercer blasón, casi cuadrado, colocado a la izquierda de la galería, a muy poca distancia de la cornisa; lleva por forma cinco hojas de higuera distribuidas, dos, una, dos, en sotuer. En la misma fachada, a lado izquierdo de la galería otro pequeño blasón, lleva por divisas cuatro tablas y diez calderos, coinciden, incluso en su colocación con las segundo cuartel de escudo grande de la fachada principal.
El quinto y último blasón, que es el más moderno, se halla encima de la puerta que da al norte, que es donde la casa parece estar mejor conservada y también más alterada, con las paredes recubiertas por una capa de cemento. Consta de un solo cuartel rematado en punta, lleva por divisas los trece róeles, colocados en tres palos de cuatro, cinco y cuatro. Encima un inscripción que dice LOPEZ DE, y por debajo de la punta otra, CANGAS. Esta piedra armera parece ser realizada ya bien entrado en siglo XIX.

Capilla de la casa de Espasantes en la iglesia parroquial de San Fiz de Cangas.
Dicha capilla fue edificada hacía la segunda mitad del siglo XVII y se halla situada donde hubo el ábside izquierdo de la iglesia parroquial. Es dicha ermita de planta cuadrangular y bóveda de arista con centro plano y en la clave campea un escudo rectangular. En la misma un ventanal se abre en el muro que da al naciente a modo de traga luz de amplio derrame interior; en ella varias lápidas sepulcrales con escudos de armas; una de ellas con efigie de un caballero protegido con armadura e época, cuya cabeza descansa sobre una almohada, las manos cruzadas sobre el tronco y a los pies apare un lebrel; esta lápida tiene una inscripción en caracteres góticos que dice: "S(sepultura) DEL MUY NOBLE CABALLERO GOMEZ ARES"; otra lauda sepulcral representa a una dama, cuya cabeza se halla adornada por un velo y apoyada en un cabezal, el tronco y las extremidades cubiertas por un manto de pliegues, igual que la anterior ésta lápida tiene una inscripción que dice: “E DE SUA MOLLER GIOMAR MENDES DE NOIA”, estas dos laudas debieron de formar una especie de monumento funerario propio, que fue obra de algún artesano bien conocedor de obras de este tipo a juzgar por la fina realización de las mismas, posiblemente realizadas e finales del siglo XVI; mientras que en el muro izquierdo se halla el arcosolio del caballero D. Rodrigo López de Quiroga, a su vez en el alzado derecho conserva otra piedra armera además de otra en la parte frontal.
El mencionado mausoleo de D. Rodrigo López de Quiroga es sencillo formado por un arcosolio arquitecturado de sobrio y proporcionado estilo clasicista. Pilastras estriadas soportan un entablamiento decorado con triglifos y metopas, en tanto sobre su cornisa un frontón corta al centro sus alas para permitir elevarse el escudo con las armas del personaje. Dicha cámara funeraria tiene en su frente amplia inscripción que dice: “AQV JAZE EL BALERSO RODRIGO LOPEZ DE QVIROGA/ HIJO DE JV(a)O LOPEZ MOSQ(uer) A I BIOLANTE TABODA CAPITAN/ SARXENTO MAIOR I MAESTRO DE CANPO DEL 3º SOBRESALIE-/TE DE LAMBARDIA CAVALLERO DEL ABITO DE SANT(iag)O I COMENDADOR/ DE ANGVERA MVRIO EN LA CIVDAD DE LODI AÑO DE 1632 REINANTE FELIPE 4”.
El escudo que se halla situado encima del arcosolio funerario esta timbrado por corona marquesal y es cuartelado en cruz, llevando por divisas en el primer cuartel los trece róeles de los López de Cangas; en el segundo cuartel el castillo de los López; en el tercero las tres tablas de los Taboadas; y en el curto un árbol y a él atado un lobo, divisa de los Quiroga de la Puebla.
En la misma capilla se hallan otros escudos relacionados con los señores de la casa de Espasantes, que llevan por divas las armas de los Ulloas, Ribadeneira, López, Mosquera, Pardos, Figueroas, Taboadas, Somozas, Aguiares unidos a otros emblemas de familias de alcurnia y renombre, además de otras labras que se hallan en el mismo templo, todas ellas estudiadas y descriptas por D. Isaac Rielo Carballo, en la obra “Patón. Historia e Fildalguía”.

Linajes:
Don Álvaro López de Cangas y “Lopo Gómez das Camoeyras, su escudero y Ares Ramos conjuntamente con Pedro de Espassande, omees do dito a Alvaro Lopez” hicieron de testigos en la concesión de un foro otorgado en 1427 por el abad y frailes del monasterio de Ribas de Sil.
Don Antonio Lope de Cangas, figura empadronado como hidalgos en los padrones vecinales de 1613, 1616, 1622 y 1629. Estuvo casado con Dª María de Valverde, de quienes fueron legítimos hijos:
I. Juan Francisco Lope de Cangas, bº el 14 de febrero de 1609.
II. Dª María López.
III. Dª Bernalda.
D. Antonio Lope de Cangas otorgó testamento en su casa de Cangas en 30 de octubre de 1616.
D. Juan Francisco Lopez de Cangas, figura empadronado como hidalgo en los censos de 1616, 1622 y 1629, otorgó testamento en 10 de septiembre de 1679 y estuvo casado con Dª Catalina de Quiroga, de quienes fueron legítimos hijos:
I. D. Manuel López de Cangas.
II. D. Francisco López de Cangas, nació el 6 de mayo de 1640.
Don Manuel López de Cangas, contrajo matrimonio con Dª Antonia de Losada, de quienes fue legítimo hijo otro don Manuel López de Cangas y Losada.
El mencionado D. Francisco López de Cangas y Quiroga, hijo del mencionado Juan Francisco López de Cangas y de Dª Catalina de Quiroga, figura empadronado como hidalgo en los padrones de 1672, 1683, 1693 y 1696; contrajo matrimonio con Dª Isabel de Nóboa, hija de D. Francisco López de Sobrado y de Dª Inés de Nóboa, él dueño de la casa de Teibade, en la feligresía de Vilaraguente, ella natural de la villa de Monforte y nieta la Dª Isabel de D. Pedro de Sobrado, que figura empadronado como noble en la jurisdicción de Paradela, aneja a la de Somoza la Mayor, según consta en los padrones de 1612, 1616 y 1635.
Don Francisco López de Cangas y Quiroga y su esposa Dª Isabel de Nóboa tuvieron por legítimos hijos a:
I. D. Gregorio López de Cangas Quiroga y Nóboa.
II. D. Manuel López de Cangas Quiroga y Nóboa, nació en Santiago de Cangas el 8 de abril de 1681, fue capitán de Infantería; siendo admitido en la Orden Militar de Santiago el 18 de febrero de 1709.
III. D. Martiño López de Cangas Quiroga y Nóboa.
IV. Dª Manuela López de Cangas Quiroga y Nóboa.

Como dueño de la casa Espasantes figura D. Jacinto López Mosquera, bº el de enero de 1650, hijo de D. Jerónimo López Mosquera y de Dª María Sánchez; nieto por línea materna de D. Benito López Mosquera y de doña Isabel Fernández, vecinos de san Esteban de Espasantes; contrajo matrimonio con Dª Benita López, de quien fue legítimo hijo D. Jacinto Benito López Mosquera, que fue bautizado el 3 de enero de 1684 en la iglesia parroquial de Espasantes. En 1721 este don Jacinto Benito aparece viviendo con su esposa Dª Serafina de Neira, en la parroquia de San Martín de Nogueira, obispado de Ourense, y el día 6 de enero del mismo año recibió el bautismo en la referida parroquia su hijo D. Juan Baltasar López Mosquera y Losada; cuando ya tenia la mayoría de edad inicio varios pleitos, conservándose en la Real Chancillería de Valladolid, documentación de dos de ellos.
Don Álvaro López Mosquera, nació en Espasantes, contrajo matrimonio con Dª Mayor Méndez Garza, que era señora del coto de Jusá, quienes nombraron por heredero de la casa de Espasantes a D. Juan Mosquera de Méndez Garza, quien contrajo matrimonio con doña Violante de Taboada y Quiroga, hijo de los señores del coto de Abuíme en Tuirís, don Álvaro Taboada y Quiroga y doña Leonor García de Puga y Vaamonde.
Hijo de don Juan Mosquera de Méndez y Garza y de doña Violante de Taboada, entre otros fue D. Rodrigo López Mosquera, también llamado en varias documentaciones D. Rodrigo López de Quiroga. Otro hijo de los anteriores se llamaba D. Álvaro López Mosquera.
El arriba mencionado D. Rodrigo López de Quiroga, ha sido uno de los personajes más importantes de esta casa de Espasantes; estuvo alistado en los tercios españoles que sirvieron a S. M. el Rey a las ordenes del marqués de Espínola, en las guerra de Italia; en dicha contienda destaco por su valor y táctica militar, siendo ascendido a Capitán, Sargento Mayor y Maesse de Campo; siéndole concedido en 10 de julio de 1619 el título de Caballero del Habito de Santiago y años más tarde comendador de Anguera. Falleció en los estados de Milán, más concretamente en la ciudad de Lodi, en 1632. Había sido el fundador y mayorazgo de la casa de Espasantes, siendo herederos de sus vienes su hermano D. Álvaro López de Mosquera, que ordenó construir el monumento funerario en la capilla de Ntra. Sra. del Rosario en la iglesia parroquial de san Fiz, aunque falleció sin ver terminada dicha obra, dado que en su testamento otorgado en 11 de julio de 1636, entre otras cláusulas, establece que su hijo mejorado y heredero de la casa de Espasantes D. Antonio López de Quiroga, una vez cadáver su cuerpo reciba sepultura en el monasterio de san Fiz de Cangas, en la capilla del Rosario; además su hermano D. Rodrigo el maesse de campo, había ordenado en su testamento hacer cierta obra en la dicha capilla, se cumpla todo lo que estaba pendiente al respecto, mencionándose además que dicho D. Rodrigo había dejando una buena cantidad en dinero y otros vienes en los estados de Milán y otras muchas partes.
Don Álvaro López Mosquera o Quiroga y Mosquera, hermano del mencionado maesse de campo D. Rodrigo, contrajo matrimonio con Dª Juliana Cadórniga o Taboada y Cadórniga, hija del licenciado D. Álvaro Vázquez de Mosquera Puga Losada y Cadórniga y de Dª Isabel Niño de Castro, fallecida el 16 de abril de 1606. D. Álvaro otorgó testamento ante el escribano Domingo Vázquez en 11 de julio de 1636, en él menciona a su segundo hijo el capitán D. Antonio López de Quiroga, heredero del tercio y quinto de todos los vienes, foros, acciones y raíces tenía, además de quedar sucesor en los vínculos y mayorazgo de las casas de Espasantes y Cangas.
El anteriormente mencionado capitán D. Antonio López de Quiroga, contrajo matrimonio con Dª María Figueroa Bermúdez; otorgó testamento en 12 de junio de 1687, por el que instituye por su heredero universal a su hijo D. Álvaro Francisco López Figueras, quien contrajo matrimonio con Dª Teresa Pardo Ribadeneira, siendo señor de las casas y jurisdicciones de Espasantes y Cangas; quienes tuvieron por legítimos hijos a:
I. Dª María López Ribadeneira Pardo y Figueroa, que se casó para Masid, en Deade.
II. D. Antonio José López de Quiroga, quien posteriormente fue dueño de la casa de Espasantes; empadronado como hidalgo notorio en el padrón de 1737, contrajo matrimonio con Dª Catalina Manuela Quiroga, de los fue legítimo hijo D. Miguel Antonio José Pantaleón, bº el 13 de agosto de 1714.
III. D. Pedro Ventura López de Quiroga, II Marqués de Bosque Florido, fue Canónigo de la Sta. Iglesia Catedral de Sevilla, quien otorgó testamento en dicha ciudad en 30 de mayo de 1761, mediante él agregaba su legítima y demás vienes, incluido el huso de dicho título nobiliario a favor de su hermano mayor D. Antonio José López Quiroga, y por fallecimiento de este su herencia recayese en su hermana Dª Juana Teresa López Quiroga, viuda de D. Mateo Arias de Losada, o en su defecto Dª María Gertrudis Arias de Losada, hija mayor de la anterior.
IV. Dª Juana Teresa López de Quiroga, quien posteriormente figura como dueña de la casa de Espasantes, lo que hace suponer que su hermano D. José había fallecido sin sucesión.
Dª Juana Teresa, nacida el 26 de junio de 1717, contrajo matrimonio en primeras nupcias, en 1748, con D. Mateo Arias y Losada, de quien fue legítima hija Dª María Jertrudis Arias Quiroga y Nogerol.
D. Mateo Arias y Losada falleció el 7 de octubre de 1789; de segundas nupcias con D. Francisco Javier Miranda, capitán de Milicias, natural de la casa de Barrio, no teniendo sucesión.
Dª María Jertrudis Arias Quiroga y Nogerol, III marqués de Bosque Florido, señora de las casas de Espasantes y de la Torrenovaes, en Quiroga, contrajo matrimonio con D. Andrés Ramón Valcárcel y Vázquez Quiroga, dueño de la casa de Lusio, quienes tuvieron por legítimos hijos a:
I. D. Vicente María Queipo bº el 16 de junio de 1770.
II. Dª María Ramona Josefa, bª el 24 de noviembre de 1771.
III. D. Antonio María, que nació en Espasantes, siendo bautizado en san Fiz de Cangas el 22 de diciembre de 1773. (q.s.l.l). En política desempeño, primero, el cargo de diputado por el Reino de Galicia y después por la provincia de Lugo.
López Pombo, Luis
López Pombo, Luis


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


ACTUALIDAD  
PORTALES  
SERVICIOS  
ENLACES  

RSS Válido

PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PUBLICIDAD
Deputación de Ourense
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania