Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Ideas Mod(l)estas X

martes, 12 de junio de 2012
Hace más de setenta años en la escuela primaria me enseñaron que un siglo tenía 100 años y prescindiendo de décadas y lustros, el año tenía 365 días o 366 si era bisiesto repartidos en doce meses de los cuales 30 días tenían noviembre con abril, junio y septiembre, los demás a 31 excepto febrero que tiene 28 ó 29 según fuese tal o cual.

¿Cuando tendré tantos años para….?

El ansia irrefrenable de cumplir años para …… que al llegar a la vejez subido al otero de la edad y echando la vista atrás la única reflexión válida es que, en general los humanos perdemos tiempo miserablemente. Y, así al final tropezamos con el drama alternativo: o no me queda tiempo para concluir lo que debía acabar o como lamentablemente llega al final la inmensa mayoría de la gente: con las manos vacias. La humanidad sufre plétora de manos vacias.

Y esto ocurre porque hay pueblos que han sabido convivir con el trabajo y han prosperado y otros que nos hemos acostumbrado al ocio y no salimos del dia.

Por otro lado hemos parido una sociedad abundante en envidia, fruto de un orgullo insolente y carente de apoyatura moral. Buena muestra de ello es la sucesiva cohorte de gobiernos que padecemos y que parecen esmerarse en engañarnos cuanto más y mejor. Por eso yo propondría a los teólogos redactores del Catecismo, yo me refiero a los de Astete y Ripalda que definían la fe como creer lo que no vimos que tocasen el contenido de aquella definición como “creer lo que oimos”.

Hoy gracias a la pleyade mediática y facilidad de transportes las gentes lo han visto casi todo y yo creo que mucha aun no acaba de creer lo que ve pero tener que creer lo que se oye es un verdadero ejercicio de aquello que se denominaba “fe del carbonero” al que hoy han convertido en lo mismo pero cambiando alguna letra.

A quienes seguimos creyendo que la verdad nos hace libres, única realidad en la que mantenemos la fe, nos gratifica y congratula sentirnos queridos, obsequiados, regalados por algunas personas que afortunadamente aun conservan uno de los más preciados aspectos del ser humano: la amistad.

Si de economía se tratase sería el más preciado bien económico y el que verdaderamente produciría una utilidad marginal.

A esa amistad apelo yo hoy intentando lo imposible: saber agradecer a todos cuantos me han agasajado durante unos días promoviendo primero y apoyando y alabando de modo tan inmerecido una historia donde se marca una aventura europea.

Es imposible que no se me quede algún nombre en el tintero pero en mi pueblo, de nombre adulterado, el incombustible Pepe Apenela junto con Marcos Villarino promovieron la inolvidable presentación en la que volcaron los tarros de las amables esencias desde el Alcalde Gerardo Criado, a Pepe Leira viejo camarada de andanzas y mi vate y cantor de cámara habitual Julio Giz quien a su vez fue el factotum de la presentación hecha en Lugo bajo los entrañables auspicios de un samaritano, Jesús el anfitrión de la sala Sargadelos. Pero no puedo omitir la impagable colaboración de mi generoso amigo José Luis portando libros, Carlos el artista del celuloide inmortalizando el acto pese a su inmediata entrada en quirófano del que afortunadamente salio bien atornillado y la presidencia del Círculo Cultural Recreativo que con tanta amabilidad nos acogió.

Por tanto, desde lo alto del otero cuando contemplas los años pasados, que no perdidos, aunque divisas muy cercano el “finis temporis” que no te va a permitir transmitir todo lo que te gustaría, el haber recibido tantas muestras de afecto, de cariño y amistad en este mundo convulso de falacias, mentiras, traiciones y atracos aparentemente legales, te sientes impelido a dejarte ir volando por la ladera del otero mostrando una amplísima sonrisa de satisfacción: no me voy con las manos vacias.

Eso es lo que os deseo a todos gentiles amigos cuando lleguéis al momento.
Muchas gracias.
Goás Chao, Domingo
Goás Chao, Domingo


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


ACTUALIDAD  
PORTALES  
SERVICIOS  
ENLACES  

RSS Válido

PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PUBLICIDAD
Deputación de Ourense
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania