Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Los idus de febrero

viernes, 17 de febrero de 2017
El peronismo español ya tiene su caudillo y una aspirante a Evita la novia de Pablo Irene Montero. El grito martilleante, la consigna repetida hasta la saciedad, el yes we can de Obama elevado a mantra revolucionario. Sazonado por las proclamas de Unidad y canciones de barricadas como La Estaca de Llach. ‎Una estética inconfundible de los regímenes totalitarios en el momento del triunfo. Puños cerrados al viento. Militantes en delirio. Abrazos, besos y un sin fin de consignas "hasta la victoria". Un ideologo Monedero detrás del caudillo, que ha obtenido el 89 por ciento de los votos. Todo hay que decirlo muy estudiantil como si se tratara de una competición universitaria con los estudiantes y los viejos profesores. A unos pocos kilómetros de Vistalegre en la Caja Mágica un Rajoy triunfante con el 95 por ciento de los votos se impone por cuarta vez al frente del Partido Popular y se erige en la figura indiscutida e indiscutible de su partido, mandando al desván de los recuerdos al expresidente Aznar. Aquí todo es compostura, saludos civilizados, etiqueta elegante de picnic y de Club de Campo frente a la merendola en la Casa Campo de los de Podemos. En este doce de febrero se han reconfirmado dos fuertes liderazgos, uno tranquilo, casi impasible, tímido, pero firme en su compromiso, el otro desmadrado, arrollador, recogiendo la fuerza de la indignación y con un punto de fanatismo contagioso, que se traduce en el grito Si se puede, que anula todo discurso lógico y promete asaltos al Palacio de Invierno, que el traduce en el asalto a los cielos. Dos estilos distintos, dos caminos diferentes, de estabilidad y de continuismo o de transformación y sobresalto. En Iglesias quien cito en su primer discurso a Federica Montseny y a Clara Campoamor renace el anarquismo ibérico y se reafirma el feminismo radical. En Rajoy resurgen Cánovas y Maura la derecha civilizada. Días atrás Albert Rivera había recogido la antorcha de Adolfo Suárez y de los liberales de la Constitución de Cádiz de 1812, mientras en las filas del socialismo hay un telonero Pachi López y dos representantes de las dos almas de este histórico partido la del caudillo Francisco Largo Caballero que postula la revolución y la unidad de la izquierda y la moderada de Indalecio Prieto, Julián Besteiro y Enrique Tierno Galván genuinos socialdemócratas encarnadas ambas en Pedro Sánchez y Susana Díaz. El Divino Pedro aspira a ser el verdadero Caudillo, mientras la Fontanera Prodigiosa una poderosa líder a lo Felipe González. Los 'dramatis personae' del teatrillo polÍtico en estos idus de febrero se colocan en el escenario para interpretar en una primavera intensa los unos una comedia del estilo de Jacinto Benavente los otros una tragicomedia que oscila entre Nuestra Natacha de Alejandro Casona y la Venganza de Don Mendo de Pedro Muñoz Seca. Que Dios reparta suerte.
Antuña, Joaquín
Antuña, Joaquín


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


ACTUALIDAD  
PORTALES  
SERVICIOS  
ENLACES  

RSS Válido

PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PUBLICIDAD
Deputación de Ourense
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania