Opinión en Galicia

Buscador


autor opinión

Editorial

Ver todos los editoriales »

Archivo

Santa Rusia 1917 vs Laicista España 2016

miércoles, 02 de marzo de 2016
Cuentan algunos historiadores, posiblemente fachas para los progres, que en Rusia a principios de 1917 gobernaba un tiránico Zar sobre un miserable pueblo con un gobierno presidido por un tal Kerensky con el que trató el sátrapa de contrarrestar los aires revolucionarios que promovía un tal Vladimir educado e instruido en la Europa civilizada en la doctrina de la “justicia social” de un cual Carlos Marx con su socio y aceptante padre de un hijo de aquel llamado MísterEngels. Friedrich Engels.

Unos escasos escuadrones de milicias enfermas llamadas mencheviques se ilusionaban pensando en evitar el tsunami que se produjo en octubre de aquel año cuando el Vladimir conocido por el mote de Lenin puso en marcha a sus bolcheviques que, asesinaron al Zar, a los mencheviques, a los tibios (aquéllos de los que dice el Evangelio, que Dios los vomitará de su boca) y a quienes el intelectual caudillo consideraba de dudosa afección.

Allí nació la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, la cuna del “Socialismo real” alias comunismo tan expandido por todo el mundo y cuyas características más destacadas son crear la pobreza, expandir la miseria, imponer el terror, y por supuesto abolir la libertad, cualquier adorno de opinión, desobediencia, en fin, exterminio de la dignidad así como de cualquier derecho potencial que se le ocurra al tirano de turno. Todo ello resumido en una palabra: Progreso. Todos iguales excepto los mandarines.

Quienes tuvimos el privilegio de conocer todo tipo de tiranías, en el lenguaje vulgar dictaduras, comenzando por la casera nacional sindicalista que fue infinitamente más blanda que la nazi o la fascista, ambas de carácter nacional-socialista, hasta las llamadas de derechas cuales las brasileña, paraguaya y argentina de los albores de la década de los setenta y de otro lado, siempre a cuenta y cargo de mi propio peculio “para desfacer entuertos” porque hay gentes que presumen de haber visitado países comunistas en viaje oficial es decir a costa del pueblo, de otro lado, como simple “turista” privado, he vivido en la Checoslovaquia de Gústav Husak, la Hungría de Janós Kádár, la Polonia del General Jaruzelski y solo obtuve autorización para cruzar la denominada República Democrática Alemana para acceder a la Federal.

Es sorprendente como estas nuevas promociones de analistas políticos, politológos, profesionales de la política, profesores de la universidad, periodistas y zascandiles semejantes consiguen embaucar a un pueblo ignorante, inculto e indocumentado gracias a la labor de los llamados políticos surgidos de la transición.

Esa execrable generación de, como mucho, mediocres, ha conseguido destruir lo escaso pero aceptable que había acarreado la transición.

II

Analicemos con algún detalle el problema.

En cualquier Estado en que exista un mínimo de democracia, las dictaduras comunistas se aliarán sin dudarlo con todo lo que suponga delincuencia, desorden o caos para apoyándose en esos votos tomar el poder momento en que entierran tales licencias y solo rige la tiranía.

En España se está iniciando esta tendencia en muchos Ayuntamientos y comunidades autónomas y se procurará elevarla a las altas instancias del Estado.

Los extremistas de izquierdas hoy apoyarán la secesión catalana, vasco-navarra, gallega pero una vez que tomen el poder convertirán a dichos neo estados separados en lugares donde gobiernos títeres que estarán supeditados al Comité Central del Partido.

Quizá ningún sátrapa hispano llegue a la talla del Kim norcoreano o del momificado Castro ahora bien, a la de los mentalmente mindundis como el Maduro, el Diosdado, el Evo, la Fernández, o el Correa, es muy posible.

De todos modos es destacable el hipócrita cinismo de los modernos comunistas ateos actuales que se benefician al lucrarse de regímenes teocráticos y por tanto fanáticos y tiránicos.

Es curioso que los regímenes liberticidas cual el comunismo actual se pergeñan, nutren y consolidan en países donde rige algún vestigio de libertad. Y por ello esto ocurre en los Estados de cultura judeo-cristiana. En el resto de los países comunistas la consolidación se ha producido por el simple trueque de tiranías especialmente en el mundo oriental.

¿De dónde, si no, ha llegado el comunismo a China, Vietnam, Laos…? De culturas mantenedoras del esclavismo, de la ignorancia popular y, sobre todo el exterminio de intelectuales, personas cultivadas, gentes solventes. ¿Cuántos millones de seres humanos ha borrado de modo violento el comunismo de la faz de la tierra en este último siglo XX?

Son incontables e inconstatables las decenas de millones. Aún en la actualidad, ¿cuántos millonarios chinos comunistas andan por el mundo? ¡Ah! Pero un disidente se va a la cárcel o es hombre muerto.

Por eso los disidentes y rebeldes contra todo tipo de dictaduras necesitamos vivir en aires de libertad y combatir, cada uno en sus medios, esas tiranías que, todas las derivadas de los –ismos,son de izquierdas.

Recordemos: nacional-socialismo o nacismo; fascismo; nacional-sindicalismo o falangismo, socialismo real o comunismo. Todas, absolutamente todas eran las desaparecidas y son las pervivientes, todas, sin excepción,de izquierdas. Y eso lo ha sido por una única razón. Sólo porque la II Guerra Mundial la ganó el comunismo.

¿Puede alguien dudar tal afirmación?

Cuando concluyó la guerra, el nacional-socialismo o nacismo, el fascismo socialista y el nacional-sindicalismo fueron borrados del mapa. Lógicamente porque su filosofía era coincidente en un todo con la comunista. Y con Stalin no cabían alternativas.

Uno de los mayores genocidas que parió madre, el exseminarista Stalin, tenía que borrar del mapa a sus correligionarios, cierto que vestidos de azul y usando el saludo romano con el brazo en alto en lugar de tocarse de rojo y destacar el puño izquierdo.

A mí nadie aún me respondió a algunas preguntas tales como:

a) ¿Por qué no se denunció el genocidio judío y gitano de Stalin?
b) Si Hitler no hubiese efectuado el exterminio sionista, ¿hubiese sido proscrito cual lo ha sido?
c) Dado que Hitler fue un asesino de masas, seis millones de judíos entre otros, ¿Por qué a Lenin, Stalin, Mao, Pol-Pot entre otros, no se les condenó al igual que al nazi cuando los asesinatos de estos últimos multiplicaron por decenas el número de aquél?

A la a), ¿podría ser porque el pueblo de Israel fue beneficiado por USA y los rusos apoyaron a los palestinos?

A la b) Pues sí, igualmente porque Stalin que juzgó a todo cuanto enemigo potencial se fabricó no podía permitir que nada que oliese a lo mismo que él preconizaba fuese cual fuese el nombre subsistiese.

A la c) sencillamente porque el comunismo se está consolidando en la civilización occidental con su eviterna piel de cordero y haciendo buena la doctrina de Lenin perfeccionada por Goebbels de que una mentira repetida mil veces acaba siendo verdad.

III

Traslademos a la vetusta Hispania estos apuntes.

España, que nunca fue una unidad de destino en lo universal lo cual aparte de vacuo era una necedad, tampoco había sido en toda su historia más que un conjunto de Reinos hasta que a finales del S. XV con la unión de Castilla y Aragón y la culminación de la Reconquista, se constituyó la Nación-Estado llamada España.

Para iniciados, quinientos años a. de F. (antes de Franco).

A partir de ahí todos los regímenes de cualquier calaña que gobernaron o desgobernaron el Estado tuvieron muy claro áquel axioma o apotegma.

El ilegal y golpista régimen republicano con todos los estigmas estalisnistas encarnados en Francisco Largo Caballero, que tocó poder en todos los posibles accesos a que pudo llegar, monarquía incluida, no toleró la secesión catalana, ni la revolución de Asturias, ni la independencia del Cantón de Cartagena.

El nuevo régimen surgido del pronunciamiento militar, tan ilegal como el precedente desembocó en una dictadura personal que perduró casi cuarenta años.

Lo único positivamente destacable de la misma fue la creación de la Seguridad Social y que el Estado alcanzase la cota máxima de bienestar económico de la historia de España hasta aquella fecha.

Defectos. En general los consustanciales a todas las dictaduras. Los que por fortuna tuvimos oportunidad de vivir bajo opresores regímenes no podemos de ningún modo aceptar, admitir ni siquiera como hipótesis o diálogo, que los comunistas, los dictadores más asesinos, exterminadores, genocidas, execrables liberticidas castiguen, censuren o se ufanen en denominarse demócratas y traten de borrar del mapa “memorias históricas” de otras dictaduras.

Si realmente en su alevoso e hipócrita cinismo quieren, tiranos máximos ellos, borrar huellas de dictaduras que los eliminaron que empiecen por eliminar la Seguridad Social que no existía durante la república, los pantanos que generaron energía durante mucho tiempo, las centrales nucleares, todas las viviendas protegidas que se constituyeron a lo largo de 40 años, los sindicatos que están vetados en los países comunistas y ya hoy, los partidos políticos que en forma de asociaciones nacieron en el tardo franquismo.

Pero dentro de una programada campaña de la que he denominado alevosa hipocresía de momento hay que ir calando en la masa de ignorantes e incultos descontentos para que la semilla fructifique y, con un número suficiente de escaños, montar otra noche de cuchillos largos y hacerse con el poder absoluto con la negativa total de cualquier derecho que no fije el Politburo. ¿Derechos? Únicamente obligaciones.

Y el pueblo el primer derecho que tiene es el de nacer lo que supone que el aborto "per se" sea un delito. Luego al alimento y a la higiene corporal. A continuación a la cultura, enseñanza, educación ciudadana en libertad, en absoluta libertad sin influencias ideológicas de ninguna tendencia. Derecho al trabajo y a una justa remuneración libremente pactada, vivienda, sanidad…
IV

Análisis del problema en España.

Partiendo del apotegma de que no hay efecto sin causa, ¿cómo se llega al lamentable estado político-social que nos toca vivir?

Yo no soy ni político, ni periodista, ni tertuliano, ni analista, ni politólogo. Pero soy octogenario y he vivido y visitado algunos países de diferentes órbitas ideológicas que me condujeron a contar alguna de esas peripecias en un ensayo que me titularon: “por qué nunca fui de izquierdas… ni nacionalista… sí liberal”.

Premisa básica: El ciudadano que se dedica a la política, como norma general, busca estatus económico no tanto de presente como de futuro y sobre todo, poder. “El poder corrompe y el absoluto corrompe absolutamente”. Y en esto, no hay ideologías.

Segunda premisa: Que ningún político pretenda embaucarme hablando de derechos humanos porque no hay uno solo que no anteponga sus propias ambiciones a los derechos de los demás.

Y dicho cuanto antecede vamos a nuestra cuestión candente. ¿Cuáles han sido las causas que nos han traído a esta situación de compleja gobernabilidad tras cuarenta años de pseudodemocracia y de presunto Estado de Derecho?

Soy un defensor a ultranza de la presunción de inocencia y a la par respeto a una ingente mayoría de políticos, asumo la presunción de indecencia:

¿Qué incluyo en la expresión indecencia?

(Continuará…)
Goás Chao, Domingo
Goás Chao, Domingo


Las opiniones expresadas en este documento son de exclusiva responsabilidad de los autores y no reflejan, necesariamente, los puntos de vista de la empresa editora


ACTUALIDAD  
PORTALES  
SERVICIOS  
ENLACES  

RSS Válido

PUBLICIDAD
ACTUALIDAD GALICIADIGITAL
Blog de GaliciaDigital
PUBLICIDAD
Deputación de Ourense
PROMOCIÓN
PUBLICACIONES
Publicaciones
Publicaciones Amencer
Revista Egap
Obradoiro de Artesania